lahoradigital.com
Edición testing    16 de abril de 2021

toque de queda

El Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, en el que se encuentran representadas todas las comunidades autónomas y el Ministerio de Sanidad, ha aprobado este miércoles el plan de actuaciones coordinadas frente al coronavirus con motivo de la festividad de San José (del 17 al 21 de marzo) y de la Semana Santa (del 26 de marzo al 9 de abril). En concreto, la declaración tiene como objetivo prescindir de actividades no esenciales que puedan poner en riesgo la salud de los ciudadanos, por lo que como medida principal se establece el cierre perimetral de todas las autonomías, excepto de Canarias y Baleares. Asimismo, el toque de queda se fijará desde las 23.00 hasta las 06.00 horas y las reuniones se limitarán a un máximo de cuatro personas en interior y de seis en exterior. Estas restricciones han sido sostenidas por todas las regiones, excepto por Madrid que ha llegado a asegurar que no acatará el plan, al considerar que el estado de alarma vigente le da competencia a la presidenta, Díaz Ayuso, y por Cataluña, que ha decidido abstenerse.

El Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud tomará este miércoles una decisión definitiva de cara a las restricciones en Semana Santa. Ante ello, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha puesto sobre la mesa este martes una última propuesta que extiende al puente de San José el cierre perimetral y las medidas planteadas en el plan para Semana Santa a aquellas regiones donde el día 19 de marzo sea festivo. Así lo recoge el borrador que el Ministerio de Sanidad presentará este miércoles para debatir con las autonomías, unas medidas que no afectarán ni a Canarias ni a Baleares, según se indica en el texto.

La Comisión de Salud Pública, en la que se encuentran representadas todas las comunidades y ciudades autónomas y el Ministerio de Sanidad, ha acordado la propuesta de medidas frente al coronavirus para Semana Santa, que trasladará el próximo miércoles al Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud para su ratificación. Con las medidas acordadas se busca limitar la movilidad y los contactos sociales lo máximo posible, por lo que la Comisión defiende restringir perimetralmente todas las comunidades, al tiempo que recomienda que “se eviten todos los viajes que no sean necesarios”, algo a lo que, como ya viene siendo habitual, se opone la Comunidad de Madrid. La presidenta Díaz Ayuso, para llevar la contraria, no es partidaria “a priori” de cerrar la región, ya que “abrir o cerrar una comunidad a estas alturas no soluciona nada”, dice ella. Canarias tampoco quiere cerrar pero sus razones son obvias y sus datos mucho mejores.

La Policía del municipio de Getafe ha cursado 96 nuevas denuncias durante la pasada semana, del 22 al 28 de febrero, por incumplimiento del toque de queda, que actualmente prevalece desde las 23.00 hasta las 06.00 horas. Asimismo, los agentes también han puesto 35 denuncias por no llevar mascarilla y 32 por reuniones en lugares públicos y privados sin ser convivientes, de acuerdo con las restricciones establecidas por la Comunidad de Madrid. En total, desde el mes de julio, que fue cuando entró en vigor el nuevo Estado de Alarma, se han cursado en Getafe 3.144 denuncias por incumplimiento de las medidas contra la Covid-19.

Los centros comerciales y las tiendas de superficie superior a los 400 metros cuadrados han vuelto a abrir sus puertas en Cataluña, tras casi dos meses clausurados por la crisis sanitaria generada por la pandemia de coronavirus. En concreto, a partir de este lunes 1 de marzo, el sector tiene permitido ofrecer sus servicios de lunes a viernes, con un aforo máximo del 30%, ya que los fines de semana únicamente pueden abrir los comercios esenciales. Asimismo, el Govern también ha aprobado una relajación de las medidas en el ámbito del deporte, ajustando en un 30% el aforo para la realización de actividades grupales en espacios interiores con una ventilación adecuada. Por su parte, en las piscinas este aforo se aumenta del 30 al 50%. Sin embargo, las restricciones en la hostelería continúan como hasta ahora, pudiendo abrir de 7.30 a 10.30 y de 13.00 a 16.30 horas, y el resto del día solo ofreciendo servicio a domicilio.

A pesar de que febrero ha concluido como el mes con mayor número de muertes por Covid-19 registradas desde el pasado mes de abril -15% de las muertes totales-, la incidencia de casos se ha visto favorecida en las últimas semanas. Por ello, la Comunidad de Madrid, acusada de haber tomado las decisiones más suaves en cuanto a la gestión de la pandemia, ha decidido continuar relajando sus medidas higiénico-sanitarias. Este lunes, 10 zonas básicas de salud y 7 municipios levantan sus restricciones gracias al descenso de la incidencia acumulada en las últimas dos semanas, situándose en torno a los 320 casos por cada 100.000 habitantes. Por su parte, la zona de Marie Curie de Leganés -representando el 8% de los contagios de la región- pasará a formar parte de las ZBS que continuarán manteniendo limitaciones en sus entradas y salidas hasta las próximas dos semanas. Atendiendo a los últimos datos favorables, el viceconsejero de la Comunidad, Antonio Zapatero, ha señalado que la Comunidad de Madrid podría estar “al final de la tercera ola” de la pandemia. Pese a ello, hasta el próximo 14 de marzo la región deberá de seguir cumpliendo las medidas aplicadas con carácter general, como el toque de queda hasta las 23.00 horas o el cierre de la hostelería.

La Comunidad de Madrid ha confirmado el retraso del toque de queda y el cierre de la hostelería a las 23.00 horas a partir de este jueves 18 de febrero. El pasado viernes, el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, abrió la puerta a la posibilidad de relajar las restricciones en la comunidad si la situación epidemiológica del coronavirus continuaba mejorando y, finalmente, dicha decisión ha sido ratificada por la Consejería de Sanidad. Es cierto que la incidencia acumulada (IA) ha descendido en la región con respecto a la semana anterior, cuando se registraron 669 casos por cada 100.000 habitantes frente a los 571 de esta semana, sin embargo, esta decisión sorprende si se tiene en cuenta que la Comunidad de Madrid es la autonomía con una mayor tasa de contagios, solo superada por la ciudad autónoma de Melilla. Asimismo, la Consejería de Sanidad ha incluido en las restricciones a la movilidad a siete nuevas zonas básicas de salud (ZBS) con una IA superior los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes, siendo en estos momentos 55 ZBS y 14 municipios de la Comunidad de Madrid los que se encuentran confinados perimetralmente.

La Policía del municipio de Getafe sigue cursando denuncias por desacato a la normativa higiénico-sanitaria vigente. En la última semana ha aplicado 20 nuevas denuncias por el incumplimiento del actual toque de queda. Ya son 2.457 las denuncias que han tramitado los agentes desde la entrada en vigor del nuevo estado de alarma, aprobado el pasado mes de julio. Desde la directiva de la localidad, la concejala en la materia, Elisabeth Melo, llama a la responsabilidad ciudadana para “poder volver cuanto antes a la normalidad”.

La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, sigue relajando las medidas contra el Covid en Madrid y al mismo tiempo desafiando al Gobierno central para que las endurezca.

Isabel Díaz Ayuso, presidenta madrileña, anunció el lunes que relajaría las restricciones tomadas hace apenas dos semanas como medida para luchar contra la tercera ola de la pandemia, que deja cada semana cifras más altas en Madrid. La incidencia ya se sitúa en los 999,5 casos por cada 100.000 habitantes aumentando en una semana prácticamente 30 puntos y con gran parte de los municipios por encima de los 1.000 casos. No obstante, desde hoy viernes, en la Comunidad se podrán volver a reunir seis personas en terrazas frente a cuatro personas, anteriormente. Ayuso también ha prometido que “pronto se recuperarán las horas de los toques de queda”, ahora en las 22 horas, pero que volverá a las 00 horas en cuanto haya oportunidad. Mientras, la gestión de Ayuso sigue desafiando al Gobierno central como culpable y responsable de la situación madrileña a pesar de que estas medidas son responsabilidad regional y le dice que "si no está conforme que tome otras".

La Policía Local de Getafe ha cursado 59 denuncias durante la pasada semana, del 25 al 31 de enero, por incumplimiento del toque de queda, que desde hace varias semanas comienza a las 22.00 y termina a las 06.00 horas de la madrugada. Asimismo, también han tenido que actuar en un total de 27 reuniones familiares, sociales o de otro carácter en el ámbito privado, debido a su prohibición de acuerdo a las restricciones establecidas por la Comunidad de Madrid. Desde el mes de julio, que fue cuando entró en vigor el nuevo Estado de Alarma, se han cursado en Getafe 2.380 denuncias por incumplimiento de las medidas contra la Covid-19.

La ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha presidido por primera vez este jueves el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), donde ha asegurado que continuará con los objetivos marcados por Salvador Illa, aprobando un acuerdo sobre la aplicación de la Estrategia de Vacunación frente a la Covid-19 en toda España, en la que ha afirmado que “no caben atajos”. En este sentido, la ministra ha mantenido que el 70% de los españoles estarán vacunados contra la Covid-19 este verano, al tiempo que ha confirmado que los retrasos sufridos en la entrega de las vacunas han sido resueltos, ya que en la próxima semana se espera la llegada a nuestro país de 52.000 dosis de la vacuna de Moderna y 422.000 dosis de la de Pfizer y BioNTech. Asimismo, Darias ha querido resaltar los resultados que ha empezado a ofrecer la aplicación de medidas más restrictivas por parte de las autonomías, al notarse una mejoría “muy incipiente”, tal y como se percibe en la incidencia acumulada, que ha bajado diez puntos con respecto al pasado miércoles, situándose en los 889,93 casos por cada 100.000 habitantes, y también en los datos de altas hospitalarias, ya que en las últimas 24 horas se han producido 3.506 ingresos, pero también 3.409 altas, por lo que las cifras empiezan a compensarse.

Un repunte de los contagios del 15% en siete días ha obligado a la Comunidad de Madrid a estrenar nuevas medidas para hacer frente a la pandemia. Desde este lunes 25 de enero y hasta mínimo 15 días, el toque de queda establecido en la capital se amplía entre las 22.00 y las 06.00 horas y todos los establecimientos considerados no esenciales, como la hostelería, el comercio o los locales de ocio cierran a las 21.00 horas. Asimismo, quedan prohibidas las reuniones en casa entre personas no convivientes, salvo para aquellos ciudadanos que se encarguen de cuidar a mayores, menores y dependientes, o que vivan solos o tengan un vínculo matrimonial o de pareja. Además, el 24% de los madrileños tienen también desde este lunes restringida su movilidad, al confinar un total de 56 Zonas Básicas de Salud (ZBS) y 25 localidades de la autonomía. Por otro lado, ante el avance del coronavirus, se está ampliando a toda prisa el tercer pabellón del Hospital público Enfermera Isabel Zendal con 352 camas más de hospitalización, aunque siguen las denuncias de pacientes y trabajadores por las deficiencias que presenta este pseudohospital.

El continuo incremento de contagios y el aumento de las muertes por coronavirus ponen en alerta a las distintas Comunidades Autónomas, que solicitan al Gobierno más herramientas jurídicas para ampliar las restricciones y combatir la tercera ola. En este sentido, los Gobiernos autonómicos aúnan esfuerzos para que el Ejecutivo modifique el Estado de alarma, con el fin de adelantar el toque de queda más allá de las 22.00 horas, como está fijado actualmente. Ya son 13 las autonomías que se han mostrado favorables a la reforma, y tan solo cinco no tienen clara su posición, por lo que dicha propuesta se debatirá este miércoles en la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), para consensuar una decisión definitiva.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha confirmado el recurso que ha presentado el Gobierno ante el Tribunal Superior de Justicia por la decisión tomada por la administración de Castilla y León de ampliar el toque de queda a las 20.00 horas. El ministro ha recalcado la eficiencia de las actuales medidas para hacer frente a la Covid-19, por lo que pide a las CCAA que opten previamente por un refuerzo de éstas, siempre que esté amparado por el actual decreto del estado de alarma, antes de solicitar la prolongación del estado, vigente hasta el 9 de mayo. Por su parte, al igual que ha comunicado hoy la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, el Gobierno se muestra abierto a escuchar las propuestas de mejoras de las directivas autonómicas, siempre que se planten desde al ámbito del consenso. Será este miércoles cuando el Gobierno tenga la oportunidad de reunirse en el Consejo Interterritorial para debatir sobre la posibilidad de ampliar el toque de queda hasta las 20.00 horas y otras medidas.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha aprobado este viernes 15 de enero el acuerdo por el que se delimita el horario del toque de queda en todo el territorio de Castilla y León desde las 20.00 horas. Dicho acuerdo fue publicado este sábado en una edición extraordinaria del Boletín de Castilla y León y ha entrado en vigor el domingo. Ante esta decisión, el Gobierno central ha solicitado a la Abogacía General del Estado recurrir el acuerdo, ya que vulnera lo expuesto en el documento que regula el estado de alarma, que marca las 22.00 horas como horario mínimo para fijar la movilidad nocturna. Tras este suceso, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, se ha mostrado abierto a adelantar el horario del toque de queda fijado actualmente, aunque es una decisión que deberá “hablar con todo el mundo”. Otras comunidades autónomas, como Andalucía o Galicia, también se han mostrado partidarias a fijar el toque de queda por debajo del horario permitido, aunque finalmente no lo han realizado. Por su parte, la Junta de Andalucía ha anunciado nuevas medidas, entre las que destaca el permiso de saltarse la movilidad entre provincias para practicar esquí y caza mayor, “siempre que no se proceda de municipio con cierre perimetral”, ha publicado este sábado el Boletín Oficial de Andalucía (BOJA).