lahoradigital.com
Edición testing    3 de diciembre de 2020

Pablo Iglesias

Pablo Iglesias, vicepresidente segundo de Derechos Sociales y Agenda 2030, ha notificado la aprobación de una medida que ponga fin a los desahucios mientras dure el estado de alarma. Hasta el 9 de mayo, se estiman aplicar medidas para evitar los desahucios de personas vulnerables “sin alternativa habitacional”. Pese a no anunciar una fecha concisa, el vicepresidente prevé que el Gobierno presente esta medida en las próximas dos semanas.

La ministra de Defensa, Margarita Robles, es de las que menos se calla con los lapsus de inexperiencia al tiempo que de oportunismo, del socio del Gobierno. En el programa de RTVE, “La hora de la 1”, ha respondido con cierta diplomacia pero con claridad a la pregunta sobre el penúltimo desliz del socio morado a quien sólo se le ocurrió salir en la foto presentando una enmienda a sus propios Presupuestos, que llevan su firma, a espaldas de lo "acordado, firmado y rubricado" con el Gobierno del que forma parte. Deslealtad y oportunismo en estado puro que ven muchos medios, que la ministra no ha querido epitetar pero si insinuar. Se trataba de parar los desahucios, para lo que el Ministro competente en Vivienda, Jose Luis Ábalos, ya tiene acordada con UP una Ley de Vivienda que saldrá en febrero. Pero Iglesias no ha podido resistir la tentación de salir en la foto con Bildu y ERC, y ha firmado con ellos una enmienda contra los desahucios, que por otro lado, no se trata en los presupuestos, sino en los proyectos de Ley que ya están en marcha y con su acuerdo firmado. Jugar a doble banda y que que te salga el tiro por la culata, no le es extraño al líder de UP, incluso casi todos los medios rigurosos se han dado cuenta de la bisoñez del que hoy por hoy tiene nada menos que el rango de vicepresidente del Gobierno, porque así lo exigió el mismo.

La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, se ha mostrado confiada en que la Unión Europea pueda solventar “cuanto antes” las discrepancias con Hungría y Polonia para que España pueda contar con el Fondo de Recuperación Europeo en 2021. Aun así, Calviño ha establecido que si estas ayudas no llegan al país en la fecha prevista, España usará la deuda pública para afrontar los 27.000 millones de euros que recogen los Presupuestos Generales del Estado.

El Congreso de los Diputados rechaza las enmiendas a la totalidad que han presentado PP, Vox, Junts, BNG, CUP, Coalición Canaria y Foro Asturias que piden la devolución del anteproyecto de Presupuestos al Gobierno. El Ejecutivo ha salvado holgadamente este primer escollo y los PGE seguirán su tramitación parlamentaria, con un histórico de 198 votos a favor, para que estén listos a primeros del año 2021. Durante el debate parlamentario, la ministra de Hacienda, Maria Jesús Montero, que los ha defendido durante dos jornadas consecutivas, ha dado a conocer medidas concretas como la bajada del IVA de las mascarillas y también el apoyo de Bildu, lo que refuerza la mayoría de la investidura, pero abre cierto malestar en las filas socialistas y que deja a Ciudadanos muy poco espacio para que pueda finalmente sumarse a una amplia mayoría parlamentaria, como quiere Pedro Sánchez.

Los partidos políticos PP y Vox intentan mostrar que su postura en la moción de censura planteada hace dos semanas contra el Gobierno del PSOE tiene más apoyo entre sus afiliados. Mientras que Vox contaba con la ayuda del PP en su intento de acabar con Pedro Sánchez, los populares vieron la ocasión perfecta para romper relaciones con Vox, Abascal y la ultraderecha. Este hecho generó un enfrentamiento en el Congreso de los Diputados que, dos semanas después, se ha traducido en una guerra de cifras sobre el aumento de afiliados que ambos partidos aseguran haber ganado.

El Gobierno ha iniciado la ronda de reuniones con los diferentes grupos políticos con el objetivo de obtener el respaldo definitivo para la puesta en marcha de los Presupuestos Generales del Estado. Ciudadanos y ERC han manifestado su negativa a compartir protagonismo en la foto oficial de los Presupuestos. Por su parte, Ciudadanos ha señalado varias proposiciones a incluir en el proyecto, si finalmente el Ejecutivo decide contar con su apoyo. Sin embargo, el Ejecutivo sigue defendiendo aprobar unas cuentas públicas que conciten el mayor respaldo parlamentario posible y pide que se dejen de lado los vetos cruzados

“Me gustaría tener un Ministerio Fiscal más transparente, moderno, del siglo XXI, comprometido, internacionalizado y especializado, una Fiscalía donde los cargos de responsabilidad no sean solo de hombres”.

La Fiscal General del Estado, Dolores Delgado, ha concedido una entrevista a ElDiario.es e infoLibre en la que se ha pronunciado sobre varias polémicas. La ex ministra no se esconde y busca el escrutinio de la ciudadanía sobre su paso por este puesto. Habla sobre Cataluña y la necesidad de reformar el delito de sedición para evitar “formas de atentar con la democracia”. También se pronuncia sobre la reforma del Poder Judicial presentada por los partidos, Psoe y UP, que tendrá que “derivar del consenso” aunque señala que existe una “anomalía del sistema constitucional” que ha permitido el bloqueo del PP en la renovación del CGPJ, caducado desde hace dos años. No se pronuncia sobre el futuro de las posibles imputaciones de Pablo Iglesias y el Rey emérito y defiende una Ley contra la Violencia de Género que no debería suponer ya una “disputa política” para el partido de ultraderecha Vox.

Tras la aprobación por parte del Consejo de Ministros del Anteproyecto de los Presupuestos Generales del Estado 2021, como alternativa, y por cuestiones de calendario, el CoMin ha llevado a cabo un acuerdo legislativo para garantizar el derecho a una vivienda digna con una nueva Ley de Vivienda que desarrollará el Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, de Jose Luis Ábalos.

El vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, considera que estas cuentas públicas “inauguran una nueva época de política económica”.

Poco antes de la celebración del Consejo de Ministros que aprobará el anteproyecto de Ley de los Presupuestos Generales del Estado, el presidente Pedro Sánchez y el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, han presentado las líneas generales de las primeras cuentas públicas del Gobierno de coalición. El jefe del Ejecutivo ha considerado que se trata de unos presupuestos progresistas y excepcionales por el tiempo en el que llegan y por el volumen del dinero público que movilizan. Los objetivos son reconstruir lo que ha destruido la pandemia, reforzar los pilares de nuestro sistema productivo y fortalecer nuestro sistema de bienestar. Para Sánchez se trata de unos PGE “inaplazables, indispensables y necesarios para nuestro país”.

Uno creía que era increíble que un individuo se atreviera a secuestrar la atención de todos los políticos, de toda la prensa, de todos los ciudadanos interesados en la política de este país proponiendo una moción de censura contra el gobierno, cuando todo ser humano, es decir, ser racional y empático, tenía su atención, como la tenía que tener, concentrada en defenderse y defendernos contra un virus que nos está aplastando como a moscas. Increíble, pero cierto.

Podemos ha reconocido el despido improcedente en diciembre de 2019 del exabogado y excoordinador jurídico del partido, José Manuel Calvente, por un supuesto acoso sexual a la abogada Marta Flor Núñez, después de que Calvente investigase la financiación ilegal de Podemos. El procedimiento judicial ha terminado en un acuerdo entre ambas partes que consiste en que Calvente renuncie a pedir la nulidad de su despido y el partido admita su despido improcedente.

El líder de Unidas Podemos y vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha sido el autor de uno de los discursos más celebrados este jueves en el Congreso de los Diputados, donde incluso ha tenido buenas palabras hacia el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, tras hacerse oficial su ruptura con la ultraderecha gracias a su 'no' a la moción de censura planteada por Santiago Abascal y los suyos contra el Ejecutivo de coalición.

El presidente del Gobierno ha desmontado el mitin político de Santiago Abascal, el ‘candidato a presidente’ de la fracasada moción de censura de Vox en el Congreso de los Diputados. Pedro Sánchez, además, ha rebatido todos y cada uno de los argumentos de la ultraderecha a quien ha acusado de “utilizar la Constitución democrática para promover un acto de propaganda de un mensaje de odio, furia y choque”. Y, además, ha exigido a Pablo Casado, líder del PP que deje de engordar a la ultraderecha que solo busca “dividirnos, provocarnos y enfrentarnos. Esta es y no otra la razón última de su moción de censura”. La mayoría de partidos políticos han recriminado a Abascal que gaste recursos del Estado y el tiempo de los dirigentes, en actos tan vacuos e inútiles.

El juez de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón, ha denunciado de manera pública la campaña de desprestigio y de amenazas que está sufriendo tras tomar la decisión de pedir al Tribunal Supremo que investigue al líder de Podemos y vicepresidente segundo del Gobierno en el denominado "caso Dina".

Carmen Calvo, Pablo Iglesias, Nadia Calviño y Teresa Ribera detallaron este miércoles el ambicioso Plan de Recuperación y Resiliencia en el que trabaja el Gobierno para canalizar la ayuda del Fondo Europeo de Recuperación que dotará a España con 140.000 millones de euros gracias al instrumento aprobado por la UE, el “Nest Generation EU”. En los próximos tres años se vehicularán alrededor de 72.000 millones de euros y el Ejecutivo se marca el objetivo prioritario de crear 800.000 puestos de trabajo.