lahoradigital.com

mesotelioma

España prohibió producir materiales con fibras de amianto en 2001, pero permitió mantener aquellos que ya estuvieran instalados hasta el final de su vida útil. La UE y el Instituto Nacional de seguridad laboral calculan que los materiales que contienen estas fibras cancerígenas tienen una vida útil de entre 30 y 50 años, un plazo que ya ha vencido para la mayoría de casas, escuelas y edificios que fueron construidos en los 80 y 90 con este material.

  • 1