lahoradigital.com
Edición testing    4 de julio de 2020

Bildu

El PSOE, entre salvar vidas y un "matiz" en su pacto de derogar la Reforma Laboral de Mariano Rajoy, que había firmado con Podemos, optó por salvar vidas. Por ello, selló en el último momento un acuerdo con Bildu en el Congreso para atar los apoyos necesarios para prorrogar el Estado de Alarma. Así lo ha explicado Rafael Simancas este viernes en varias entrevistas. El matiz en cuestión se refiere a si se derogará la Reforma Laboral "íntegra", -lo que es técnicamente imposible, según la propia ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, coindiendo con el criterio de la vicepresidenta económica, Nadia Calviño- o si se derogarán la mayoría de los puntos y "sobre todo los aspectos más lesivos". Esto ha servido de punta de lanza a la oposición y su pléyade mediática para formar una tormenta en un vaso de agua. Tanto Calviño como Yolanda Díaz, ven "absurda y extemporánea" esta falsa controversia, máxime cuando los afectados reales, en este caso Bildu, a través de su portavoz, Mertxe Aizpurua, están de acuerdo y para ellos les vale el matiz y no invalida el pacto. La cuestión es que para Vox y PP, EH Bildu, es considerado siempre un partido menos democrático que ellos, cosa que con lo que esta cayendo y su nula lealtad al Estado, deja mucho que desear.

PSOE, Unidas Podemos y EH Bildu firmaron este miércoles un acuerdo por el que los tres grupos políticos se comprometen a acelerar la reforma laboral aprobada por el PP en sus años de Gobierno. Un primer documento señalaba que se trataría de una reforma ‘íntegra’ pero el PSOE después aclaró que siempre se refieren a derogar o reformar los aspectos más lesivos de la misma. Este jueves, el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, ha reafirmado la postura de su partido y ha dicho que el acuerdo a cambio de la abstención de Bildu solo supone adelantar los tiempos en los que se hará esa reforma que ya estaba decidida y que así se asume en el acuerdo de Gobierno entre los socialistas y sus socios de coalición.

La presidenta de la mesa, Isaura Leal, tuvo que retirar la palabra al diputado de Vox ante el desacato del mismo

La ex ministra Dolores Delgado defendió su candidatura para ocupar el puesto de Fiscal General del Estado ante la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados presidida por la diputada socialista Isaura Leal. Allí expuso ante miembros de la oposición su amplio currículum profesional tras más de 30 años de carrera judicial como fiscal. Este es el último trámite que debe pasar para ser nombrada, tras el informe del CGPJ que valoró el cumplimiento de los requisitos legales. El nombramiento de Delgado ha sido fuertemente criticado por la oposición conservadora y ulta conservadora, al haber sido miembro del pasado Ejecutivo. Durante la sesión, el portavoz de Vox, Javier Ortega Smith, interrumpió la sin tener el uso de la palabra y cortó la intervención de una diputada de Bildu que se estaba refiriendo a las supuestas torturas de las Fuerzas de Seguridad del Estado. La presidenta Isaura Leal tuvo que repetirle tajantemente "no está en el uso de la palabra", hasta que finalmente acató y se calló el ultraderechista.

Los independentistas de Esquerra Republicana (ERC), Junts, EH Bildu, la CUP y el Bloque Nacionalista Galego (BNG) han exigido este lunes romper con la Monarquía española durante la rueda de prensa previa a la apertura de la legislatura

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, recrudecía sus declaraciones esta semana contra el líder del PSOE y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, sobre todo después de la reunión mantenida entre ambos el pasado lunes, volviendo a criticar que el socialista negocie con Bildu: "hace todo con tal de ser investido".

La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, ha afirmado que "no ha ha bido ningún tipo de contraprestación" a EH Bildu por facilitar su investidura con su abstención y ha señalado que la postura adoptada por la coalición abertzale se debe a que "ellos han preferido siempre que haya gobiernos de izquierdas que de derechas".

Mertxe Aizpurua, de EH Bildu, y Gabriel Rufián, de Esquerra Republicana de Cataluña, han hecho un llamamiento a la responsabilidad de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. Piden un acuerdo de última hora para evitar elecciones anticipadas el 10 de noviembre y correr el riesgo de que PP, Ciudadanos y Vox alcancen el gobierno de España. Para ello, han asegurado facilitar la investidura con una abstención, a pesar de que sus votos son, dice Rufián, "demoscópicamente inútiles".

Con el ambiente de la Cámara más calmada, y los rumores de elecciones en noviembre recorriendo las inmediaciones del Congreso, comenzaba la intervención del Grupo Mixto.

Los nacionalistas navarros y los socialistas rompían negociaciones horas antes de que se iniciara la sesión de apertura de la cámara regional. Tras una primera votación para la presidencia del parlamento, se ha pedido un receso y tras media hora de negociación, ambas formaciones se han puesto de acuerdo que ha hecho a Unai Hualde presidente. Este pacto abre la vía para un posible gobierno de progreso liderado por María Chivite

Los primeros en acudir a la cita consultiva del Rey Felipe VI para formar gobierno nacional fueron los representantes de los grupos minoritarios del Congreso, entre los que destacó el presidente de Unión del Pueblo Navarro (UPN), Javier Esparza, que se mostró dispuesto a apoyar la investidura de Pedro Sánchez a cambio de que el partido socialista de Navarra, de María Chivite, se abstenga y deje gobernar a la coalición de derechas NA+ (UPN, PP y Cs, con 19 escaños). Ferraz, en un principio, se muestra proclive a aconsejar a los socialistas navarros que dejen gobernar en este caso a la lista más votada, pero el PNV, a su vez, amenaza a Sánchez con no aportar sus 6 escaños nacionales a su investidura si dejan gobernar a la derecha en la región. Por otro lado, la coalición PSOE, Geroa Bai, Podemos e Izquierda-Ezkerra, con 23 escaños, podría gobernar con mayoría simple si EH Bildu se abstiene. Este cruce de vetos hace muy difícil cualquier decisión. No obstante, la medida que se adopte debe anunciarse antes del 19 de junio, fecha en la que se constituye el Parlamento de Navarra.

  • 1