lahoradigital.com
El vicepresidente Iglesias, junto a José Luis Ábalos, Mª Jesús Montero y Juan Carlos Campo en una rueda de Prensa en Moncloa
Ampliar
El vicepresidente Iglesias, junto a José Luis Ábalos, Mª Jesús Montero y Juan Carlos Campo en una rueda de Prensa en Moncloa (Foto: Europa Press)

Ábalos denuncia los escraches a Iglesias y pide “no normalizar la intimidación y el fascismo”

miércoles 19 de agosto de 2020, 11:55h

El secretario de Organización del PSOE y ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, ha lanzado a través de sus redes sociales un mensaje de denuncia para la situación que están viviendo dos de sus compañeros de Gabinete en el Gobierno. El vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, y la ministra de Igualdad, Irene Montero, han tenido que irse del lugar donde pasaban unos días de descanso debido al hostigamiento de personas de extrema derecha que señalaron incluso la casa en la que se encontraban. El propio presidente Sánchez y el resto de ministros se han sumado a los mensajes de repulsa. Entre los dirigentes de otros partidos, destaca lo dicho por Ignacio Aguado, vicepresidente de la Comunidad de Madrid que acusó a Podemos de ser los importadores de los escraches a España.

No está siendo unas vacaciones precisamente tranquilas para el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, y para su compañera, la también ministra, Irene Montero. Ambos decidieron elegir un pueblecito de Asturias para pasar una semana de descanso junto a sus tres hijos pequeños. Pero miembros de la extrema derecha localizaron e hicieron público el lugar de vacaciones de la pareja y algunas personas no han dudado en ejercer un intolerable hostigamiento a los dos dirigentes que les ha obligado a irse a otro sitio.

Las reacciones políticas no se hicieron esperar. Iglesias y Montero han utilizado sus redes sociales para denunciar lo que están viviendo desde hace meses ya que hay que recordar que su chalet en Madrid está prácticamente todos los días rodeado de personas que protestan contra ellos. El resto de sus compañeros de Gabinete también han denunciado la situación: José Luis Ábalos, Juan Carlos Campo e incluso el propio presidente del Gobierno. Pero también ha habido otros dirigentes políticos que recuerdan ahora a los dirigentes morados cuando ellos animaban a las protestas personales, a lo que denominaban ‘jarabe democrático’ y les acusan de ser los importadores de los escraches a España.

El secretario de Organización del PSOE y ministro de Transportes, José Luis Ábalos, ha declarado en su Twitter que “rebajar la gravedad del acoso al vicepresidente y a la ministra equivale a normalizar la intimidación y el fascismo”. Y también ha dejado claro que “ni son protestas legítimas ni son escraches. Ninguna democracia ampara el hostigamiento por motivos ideológicos”. El propio Ábalos sabe perfectamente lo que es sufrir un escrache en su domicilio. En pleno confinamiento y con la ola de protestas alentadas por los simpatizantes de la ultraderecha, el político socialista tuvo que vivir otro hostigamiento contra sus familiares en su lugar de residencia.

Juan Carlos Campo, ministro de Justicia, también ha utilizado sus redes para solidarizarse con Iglesias y Montero. El político ha admitido que “el acoso político no cabe en una sociedad democrática. Toda mi solidaridad hacia Pablo Iglesias e Irene Montero y sus hijos y mi absoluta repulsa a los intolerantes”.

El propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha salido al paso de la situación tan desagradable que está viviendo el vicepresidente. También en un mensaje de Twitter, Sánchez ha dicho que “el acoso, las amenazas y los insultos no tienen cabida en nuestra sociedad. Frente al odio y la intolerancia siempre defenderemos el respeto, la democracia, la libertad. Mi cariño y solidaridad a Pablo Iglesias e Irene Montero”.

Pero no toda la clase política se ha solidarizado con la pareja de Unidos Podemos. Algunos recuerdan que fueron ellos mismos los que defendían que los escraches que sufrían los dirigentes del PP cuando éstos estaban en el poder era simplemente “jarabe democrático” y alentaban las protestas. Uno de los más contundentes ha sido el vicepresidente de la Comunidad de Madrid y líder de Ciudadanos en la región, Ignacio Aguado. El político madrileño ha recordado que fueron precisamente ellos los que importaron “la palabra escrache de Suramérica, justificando y generalizando su aplicación en España”. Aunque reconoce a continuación que “lamento que os haya tenido que pasar a vosotros para que os deis cuenta de que nadie merece algo así”.

IGLESIAS: “NO HAY DERECHO A QUE MIS HIJOS TENGAN QUE SUFRIR LAS CONSECUENCIAS DE LAS TAREAS POLÍTICAS DE SUS PADRES”.

El propio Iglesias, en Twitter, escribió un largo mensaje estos días denunciando la “grave” situación que están viviendo en su familia y ha manifestado que “no hay derecho a que mis hijos tengan que sufrir las consecuencias y las tareas políticas de sus padres”.

Iglesias ha afirmado que “lo que hace a nuestra familia la extrema derecha y ciertos medios es grave, pero hay que poner cada cosa en su contexto. Hay gente que ha pagado con su libertad, con su vida o con torturas defender sus ideas y hacer política. No es nuestro caso”. Y ha avisado que “su odio y sus amenazas no frenarán nuestro trabajo. El ejemplo de la gente corriente, honesta y valiente que no tiene miedo al fascismo, es para nosotros la mayor motivación para continuar”.

También ha aprovechado para dar las gracias a todos los que les han apoyado estos días, a sus anfitriones en Asturias y también a los policías que les acompañan y que les protegen.

Por su parte, Irene Montero ha dicho que “La extrema derecha y sus medios saben que solo con miedo y odio pueden frenar el avance de la democracia y los derechos sociales. Su agresividad es su debilidad”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios