lahoradigital.com
Edición testing    26 de febrero de 2021

Vox

Alexis de Tocqueville tiene en su Democracia en América una acertada cita intemporal: “En política, a veces lo más difícil de apreciar y comprender es lo que sucede frente a nuestros ojos”.

El panorama político en España lleva bastante tiempo revuelto, por decirlo de una forma suave, y mas después de la irrupción en las instituciones andaluzas de un partido de ultraderecha, que no cree en el Estado de las Autonomías y que pretende desestabilizar la democracia desde dentro de las propias instituciones, en las que no cree.

(título de novela griega)

Estaba el otro día cotilleando los “me gusta” de mis amigos de Facebook cuando topé en medio de la vorágine de las elecciones andaluzas, con una cita que incluía mi amiga Pipi y que me dio muchísimo que pensar. Decía así:

Hace 40 años, los españoles votaban sí a la Constitución. Hoy, la Carta Magna exige una revisión, aunque nadie duda de su valía en las últimas cuatro décadas. El propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha recordado en este día tan señalado que "reformarla es reforzarla", y anima a apostar "por un cambio de época recuperando aquel espíritu de concordia".

El patriarcado está reactivo. Sus defensores siguen haciendo lo que siempre han hecho, imponer sus modos y criterios y echar un pulso, por decirlo finamente. Los hacen a través de sus resortes en las instituciones. Lo hacen a través de sus aliados en la judicatura, en la política, en los medios de comunicación y en la Iglesia. Todo en orden. Todo atado y bien atado. Pero, pese a sus ansias de involucionismo, el siglo XXI ha traído la afirmación del feminismo, determinado a frenarlos.

La mujer participa en política para satisfacer sus apetencias sexuales. La razón hay que buscarla en la característica debilidad del equilibrio mental de la mujer, la menor resistencia a las influencias ambientales y la inseguridad del control sobre la personalidad. Por ello, es fundamental que la religión católica imponga a la mujer sus estrictas normas a modo de “freno” a su tendencia animal. Cuando desaparecen los frenos que contienen socialmente a la mujer se despiertan en el sexo femenino el instinto de crueldad y rebasa todas las posibilidades imaginadas, precisamente por faltarle las inhibiciones inteligentes y lógicas, característica de la crueldad femenina que no queda satisfecha con la ejecución del crimen, sino que aumenta durante su comisión.” Antonio Vallejo-Nágera (1889-1960) Médico y catedrático de Psiquiatría.

Albert Rivera ha anunciado que la Ejecutiva de Ciudadanos ha aprobado por unanimidad negociar un nuevo Gobierno en la Junta de Andalucía con el Partido Popular y le ha pedido al PSOE que asuma la derrota y piense ya en pasar a la oposición.

El secretario general de Podemos ha animado a la formación naranja a romper con PP y con Vox y valorar una opción alternativa que pasa por pactar con el PSOE, una posibilidad que ellos están dispuestos a permitir.

Tras el inesperado resultado electoral en Andalucía, el presidente del Gobierno ha anunciado que finalmente sí presentará su proyecto de presupuestos en el Congreso de los Diputados. Será a principios de año y se podrá ver si cuenta con apoyos necesarios para implantar las política sociales por las que aboga.

“Cara al sol con la camisa nueva”, canta Santiago Abascal a una consternada Susana Díaz que últimamente no gana para disgustos, mientras una turba de exaltados, casi casi con la mano alzada, grita “España, España, España”. Daba miedo este 2 de diciembre, mientras el recuento de las elecciones andaluzas adjudicaba 12 escaños a Vox, y casi cuatrocientas mil almas tras ellos nos hacían sentir prietas las filas e imaginar volver a las banderas victoriosas.

Es la segunda vez que el Secretario de Organización del Psoe, Jose Luis Ábalos se ve obligado a sacar sus dotes de maestro de escuela para explicar a los principales medios nacionales que no es lo mismo informar fidedignamente de las declaraciones políticas que hacer trampa e inferir declaraciones imaginadas en función de las ideas preconcebidas. “Yo dije y mantengo que es preciso renovar, el Psoe andaluz. Pero esto es inherente a un partido que tiene casi 140 años, de hecho llevamos 40 años renovándonos. De ahí no se puede inferir que nadie tenga que dimitir", dijo el dirigente socialista tras la reunión de la Ejecutiva Federal este martes.

Aunque no sea lo más adecuado, ya dije en 'La Hora Digital' que la catástrofe del domingo podía pasar. En dicho artículo señalé que VOX tenía un escenario difícil para convertirse en una fuerza política relevante a nivel nacional, pero que veríamos un potente ascenso de la misma en el corto y medio plazo. En especial, si la cobertura mediática continuaba sobredimensionando este fenómeno de derecha radical.

Jose Luis Ábalos, en nombre del PSOE, ha reconocido que el Partido Socialista ha experimentado un retroceso que nos lleva a una reflexión, "pero ha ganado las elecciones y es primera fuerza en siete provincias andaluzas". Desde hoy mismo el PSOE está trabajando ya en recuperar esta confianza, ha dicho el Secretario General del Psoe. "Los socialistas andaluces deben saber que cuentan con todo el apoyo del resto de los socialistas españoles", ha continuado el socialista para quien es "preocupante y una mala noticia que la extrema derecha haya entrado en las instituciones".

Creíamos que VOX era una amenaza lejana para la libertad y, por tanto, nos parecía imposible que sus postulados reaccionarios y preconstitucionales encontraran eco en ningún sector representativo de nuestro país. El resultado de las elecciones andaluzas me ha dejado estupefacta. Casi con el 100% escrutado, VOX ha obtenido el 11% de los votos, lo que supone, a falta de un análisis de género, que aproximadamente la mitad de los 382.076 votos que ha obtenido, proceden de mujer

Los andaluces y andaluzas acuden a las urnas este domingo con el primer puesto relativamente claro. La incógnita está en cómo se configurarán los apoyos, con la segunda, tercera y cuarta fuerzas políticas, a partir del lunes 3 de diciembre. La duda está en si Adelante Andalucía sorpassa al Partido Popular, e incluso si Ciudadanos se coloca por delante del partido de Pablo Casado, y si Teresa Rodríguez finalmente intentará que las izquierdas se unan y conformen un Gobierno frente a una más que posible triple alianza de la derecha, incluyendo los votos del ultra derechista partido xenófobo, homófogo y misógino, VOX.