lahoradigital.com
Edición testing    2 de julio de 2020

Pactos electorales

Las dos derechas constitucionales han abierto las puertas de las instituciones a la extrema derecha que dará los votos de sus 12 diputados al candidato popular Juanma Moreno para convertirlo en presidente andaluz. En este pacto de la vergüenza se le concede al partido de Santiago Abascal liquidar la ley de memoria histórica, reducir a la mínima expresión Canal Sur, endurecer la política de inmigración, apoyar una ley de la tauromaquia, crear una consejería de familia o potenciar los centros educativos que disgregan por sexos a sus alumnos. En el acuerdo, los populares han dejado para más adelante las peticiones de Vox de acabar también con leyes como la de violencia de género o la de no discriminación a las personas LGTBI, pero habrá que ver qué sucede a lo largo de esta legislatura en la que la ultra derecha tendrá mucho que decir y tanto PP como Ciudadanos han demostrado estar dispuestos a pasar por todo con tal de gobernar Andalucía.

Este tripartido supone el suicidio político para el PP y Cs que quedan divididos y avergonzados frente a Europa

Vox ha amenazado con no dar sus votos a la coalición de derechas si no se eliminan, entre otras medidas, aquellas que impulsen el desarrollo de la ley de violencia de género.

El secretario general de Podemos ha animado a la formación naranja a romper con PP y con Vox y valorar una opción alternativa que pasa por pactar con el PSOE, una posibilidad que ellos están dispuestos a permitir.

Javier Maroto ha manifestado que es de “extrema evidencia que hay que abrir las ventanas después de 40 años de socialismo”