lahoradigital.com
Edición testing    11 de abril de 2021

hostelería

El candidato socialista a la Comunidad de Madrid considera que la actitud que está manteniendo la presidenta Isabel Díaz Ayuso contribuye al “efecto llamada” que se está produciendo en la región y ha que cada vez lleguen más extranjeros con ganas de fiesta a pesar de las preocupantes cifras de evolución del coronavirus que presenta Madrid. Así lo ha explicado en una entrevista en RNE “en este instante hay un desmadre” y recuerda que “cuantas menos restricciones más contagios hay, mas personas en UCI… la pandemia va sin control mientras el Gobierno está ausente y eso me preocupa. Gabilondo no es partidario de cerrar la hostelería, pero sí de implantar medidas que funcionan en otros lugares como adelantar el cierre de locales y, a la par, dar ayudas a la hostelería para compensar a las empresas la bajada de ingresos por estas limitaciones.

El candidato socialista ha explicado en una entrevista en la Cadena Ser que “se debería adelantar el toque de queda en zonas de alto contagio y conceder inmediatamente ayudas directas a la hostelería”. Esta es la posición que defienden los socialistas para acabar con la inasumible situación que se produce en Madrid todos los fines de semana con cientos de jóvenes, muchos de ellos extranjeros, llenando calles y fiestas ilegales e incumpliendo todas las medidas de restricción que sirven para controlar la expansión del coronavirus.

La ministra de Hacienda y portavoz, Mª Jesús Montero; y la ministra de Economía, Nadia Calviño, han presentado el plan de ayudas directas a empresas y pymes que ha aprobado este viernes el Consejo de Ministros. Se trata del plan que el presidente del Gobierno anunció hace quince días y que está dotado con 11.000 millones de euros. De ellos, 7.000 millones serán ayudas finalistas para el sector empresarial de 100 sectores, los que más están sufriendo la larga crisis del coronavirus, entre los que destacan la hostelería, la restauración y el turismo. Una vez que esté operativo, se podrán solicitar ayudas que irán desde los 3.000 euros para los que tributan en módulos; hasta los 200.000 para el resto de las empresas. Canarias y Baleares recibirán una gran parte del montante de dinero por su especial situación de dependencia del turismo.

El presidente del Gobierno anunció hace quince días la aprobación de un nuevo plan de ayudas y de estímulo a la economía dotado con 11.000 millones de euros. Esta ingente cantidad de dinero viene como ‘agua de mayo’ para las empresas y los autónomos que sufren las consecuencias directas de la crisis sanitaria del coronavirus. Después de dos semanas, el ejecutivo da luz verde al plan en un Consejo de Ministros Extraordinario que supondrá un fuerte estímulo para la economía española. El fondo destina 7.000 millones en ayudas directas a pymes y empresas, 3.000 millones para deuda financiera con aval del Estado y otros 1.000 millones para recapitalizar medianas empresas. Esta nueva medida se suma a las aprobadas durante el último año como los ERTE, el cese de actividad de los autónomos, el aplazamiento de impuestos, los avales del ICO…

El Consejo Interterritorial estima comunicar el borrador definitivo sobre cuál será la estrategia que deberán de aplicar todas las Comunidades Autónomas de cara a la Semana Santa, independientemente de sus preferencias. Madrid, sin conocer todavía la resolución definitiva, ha señalado su inconformidad acerca de la imposición del toque de queda a las 22 horas. Con el objetivo de mantener medidas tolerantes, la capital justifica que estas medidas tienen el principal cometido de reactivar la hostelería madrileña, teniendo en cuenta su gran valor en el PIB. A ojos del resto de países de Europa, "Madrid se ha convertido en una oportunidad para todos los jóvenes irresponsables que huyen de las medidas severas de sus países".

Las claves de la Sesión Ordinaria de marzo del Pleno Municipal del Ayuntamiento de Arganda del Rey

Ayer se celebró la Sesión Ordinaria del Pleno Municipal del Ayuntamiento de Arganda del Rey en el que se aprobaron provisionalmente y por unanimidad las modificaciones de cuatro Ordenanzas Fiscales. Estas modificaciones suponen prorrogar para el año 2022 la exoneración de tasas de apertura e instalación de terrazas, mesas, veladores y elementos auxiliares, así como la supresión del pago de la tasa por ocupación de la vía pública para los establecimientos de hostelería. Igualmente, también se suprime la tasa de instalación de los puestos de los mercadillos autorizados en la localidad para el año 2022.

Los centros comerciales y las tiendas de superficie superior a los 400 metros cuadrados han vuelto a abrir sus puertas en Cataluña, tras casi dos meses clausurados por la crisis sanitaria generada por la pandemia de coronavirus. En concreto, a partir de este lunes 1 de marzo, el sector tiene permitido ofrecer sus servicios de lunes a viernes, con un aforo máximo del 30%, ya que los fines de semana únicamente pueden abrir los comercios esenciales. Asimismo, el Govern también ha aprobado una relajación de las medidas en el ámbito del deporte, ajustando en un 30% el aforo para la realización de actividades grupales en espacios interiores con una ventilación adecuada. Por su parte, en las piscinas este aforo se aumenta del 30 al 50%. Sin embargo, las restricciones en la hostelería continúan como hasta ahora, pudiendo abrir de 7.30 a 10.30 y de 13.00 a 16.30 horas, y el resto del día solo ofreciendo servicio a domicilio.

La Comunidad de Madrid ha confirmado el retraso del toque de queda y el cierre de la hostelería a las 23.00 horas a partir de este jueves 18 de febrero. El pasado viernes, el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, abrió la puerta a la posibilidad de relajar las restricciones en la comunidad si la situación epidemiológica del coronavirus continuaba mejorando y, finalmente, dicha decisión ha sido ratificada por la Consejería de Sanidad. Es cierto que la incidencia acumulada (IA) ha descendido en la región con respecto a la semana anterior, cuando se registraron 669 casos por cada 100.000 habitantes frente a los 571 de esta semana, sin embargo, esta decisión sorprende si se tiene en cuenta que la Comunidad de Madrid es la autonomía con una mayor tasa de contagios, solo superada por la ciudad autónoma de Melilla. Asimismo, la Consejería de Sanidad ha incluido en las restricciones a la movilidad a siete nuevas zonas básicas de salud (ZBS) con una IA superior los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes, siendo en estos momentos 55 ZBS y 14 municipios de la Comunidad de Madrid los que se encuentran confinados perimetralmente.

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) ha aceptado este martes la petición de las asociaciones de hostelería, solicitada el pasado 4 de febrero, de suspender cautelarmente el cierre de los bares y restaurantes, al entender que su actividad “no aparece en este momento como un elemento de riesgo cierto y grave para la salud pública”. Ello va en contra de lo expuesto por el Gobierno vasco, que entre sus medidas más restrictivas tomadas el pasado diciembre se encontraba la prohibición de abrir estos locales en los municipios con una incidencia acumulada igual o superior a los 500 casos por cada 100.000 habitantes. No obstante, pese a la decisión del TSJPV, si los establecimientos hosteleros vascos desean reabrir, deberán seguir una serie de obligaciones establecidas por el Gobierno de la región, como el cierre a las 20.00 horas y la apertura a las 06.00 horas, mantener un aforo del 50%, o la agrupación de máximo cuatro clientes por mesa, entre otras.

El Ayuntamiento de Arganda, liderado por el socialista Guillermo Hita, solicitará al Consejo local la eliminación de esas tasas como forma de apoyo a la hostelería y la restauración de la ciudad en esta crisis sanitaria durante el próximo 2022 ya que ha sido “uno de los sectores más castigado”.

La alarma en ocupación de UCI comienza desde el 27% y Madrid ya supera el 50%. Las CCAA han decretado un endurecimiento de las medidas sanitarias vigentes, ante el enorme crecimiento del Covid . En cambio, la presidenta popular de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, vuelve a generar nuevas disputas políticas, attrasando los cierres y los toques de queda, así como el número de personas a juntarse en terrazas. Con ello, rechaza las recomendaciones sanitarias ante el colapso hospitalario que se está apreciando en esta tercera ola. El 24% de los madrileños tienen desde este lunes restringida su movilidad, al confinar un total de 71 Zonas Básicas de Salud (ZBS) y 30 localidades, un 3% más en comparación con la semana pasada, pero la mayoría de las Autonomías, incluidas las del PP, tienen cierres perimetrales y la hostelería cerrada.

Este lunes, 1 de febrero, han estrenado restricciones de movilidad 19 Zonas Básicas de Salud (ZBS) y cinco localidades, en concreto las cinco áreas de Coslada, las 11 de Alcalá de Henares y las tres de Móstoles que no se encontraban confinadas, además de los municipios de San Martín de la Vega, Brunete, Griñón, Chinchón y el Boalo-Mataelpino. Asimismo, otras cuatro zonas levantan su confinamiento al bajar su incidencia: Las Matas, en Las Rozas; Alameda de Osuna, en el distrito de Barajas; Benita de Ávila, en Hortaleza; y Las Tablas, en Fuencarral-El Pardo. Esta nueva ampliación supone que 71 ZBS y 30 municipios de la región tengan limitada su movilidad, lo que afecta al 27% de la población, o lo que es lo mismo, a más de 1,8 millones de madrileños.

Ahora todo el mundo se lleva las manos a la cabeza, la tasa de contagio del maldito virus está en pleno auge. Las muertes aumentan, la saturación y el colapso de hospitales es insufrible. El cinismo colectivo funciona a las mil maravillas y pareciera que esta "tercera ola" nos hubiera cogido de improvisto, que nadie nos hubiera avisado de lo que podía, e iba, a pasar, y que finalmente está pasando. Ya está bien de manipulación, no puede ningún Gobierno poner un policía en cada casa, tras de cada individuo. Todos, sin excepción, ya saben, y sabemos, lo que tenemos que hacer. Si no lo hacemos, después que no se quejen. Las nuevas cepas se presentan como nuevas amenazas cuyo alcance se desconoce. Familias enteras están con el Covid ingresadas en planta de los hospitales. ¿Qué más tiene que pasar para que la sensatez vuelva a todos esos locos ciudanos irresponsables?. Y también a esas dirigentes políticas lunáticas e irresponsables que siguen diciendo que es más importante ¡la bolsa que la vida!.

Con una incidencia acumulada de 636,1 casos por 100.00 habitantes en los últimos 14 días, el número de contagios por coronavirus en la Comunidad de Madrid no dejar de crecer. Es por ello por lo que el gobierno regional ha decidido adelantar el toque de queda desde las 23.00 horas hasta las 06.00 horas, cerrar todos los establecimientos a las 22.00 horas y limitar la movilidad de 47 zonas y 19 localidades de la región. A partir del próximo lunes 18 de enero hasta el 1 de febrero, la movilidad de más de un millón de madrileños se verá totalmente restringida, salvo por causas justificadas. Así lo ha comunicado esta mañana el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, junto a la directora general de Salud Pública, Elena Andradas, en una rueda de prensa en la que ha vuelto a destacar la importancia del uso de la mascarilla y de evitar encuentros más allá que con las personas convivientes en los domicilios.

La Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) ha elaborado un estudio junto a Randstad Research en el que estiman que si se aprueba una subida del SMI como marca el acuerdo del Gobierno de coalición se podrían perder entre 85.000 y 135.000 puestos de trabajo. La patronal mantiene que este momento marcado por la crisis del coronavirus no es el indicado para sacar adelante esta medida que podría perjudicar la recuperación y señala los sectores de hostelería y comercio como los que saldrían más castigados. Prevén que el 52% de esta pérdida de empleo se concentraría en los negocios más dañados por el Covid – 19 y los jóvenes y las personas con menos formación serían las más castigadas. Esta cuestión está causando conflicto dentro de las propias líneas socialistas con un sector de Trabajo dirigido por Yolanda Díaz que quiere mantener la subida y se enfrenta directamente a las filas económicas lideradas por Nadia Calviño. Díaz se quiere situar en la misma ruta que la Unión Europea que ha optado por este incremento para paliar los efectos económicos de la pandemia mientras que Calviño opta por paralizar la medida, aunque mantiene que esto no supone una ruptura del acuerdo fijado en el Gobierno de coalición de aumentar el SMI hasta un 60%. Por su parte, Pablo Iglesias empuja a que la subida salga adelante y espera que en los próximos Consejos de Ministros se alcance un acuerdo que sería unilateral con la CEOE, que se opone por completo.