lahoradigital.com
Edición testing    7 de julio de 2020

Albert Rivera

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha vuelto a la palestra pública tras sus largas vacaciones y no parece haberse movido ni un ápice de la posición que viene manteniendo desde hace meses. El líder de la formación naranja ha vuelto a negar que pueda desbloquear una posible investidura de Pedro Sánchez y ante unas posibles elecciones ha negado que se puedan unir a la ‘España Unida’ que propone el PP por la corrupción del partido de Casado. Sin embargo, esa misma corrupción no les impide compartir Ejecutivos autonómicos en Madrid, Murcia o Castilla y León.

Daría la impresión, si nos dejáramos influir por las soflamas de los y las histriónicas portavoces de los partidos de la oposición, así como por las declaraciones de los y las voceras a sueldo del conservador pabellón mediático -no hay nada más patético que un periodista o comunicador con el estómago agradecido y si encima es de derechas pues peor- que la única formación política que quiere ir a elecciones, es el #PSOE. ¿Ir a elecciones un patido que las ha ganado ampliamente?. Si va es porque le obligan con el bloqueo a derecha y a izquierda.


Ahora que para la mayoría de los españoles, y a efectos prácticos, el verano ya ha acabado, observo con escéptica resignación, que todo sigue igual. Sí, como bien se hizo patente en el pleno extraordinario del Congreso que tuvo lugar el jueves 29 de agosto que trató sobre la gestión de la crisis del Open Arms, la comparecencia de la vicepresidenta Calvo fue una mera excusa que utilizaron todos los partidos de la oposición para volver a atacar al gobierno de Pedro Sánchez. Como siempre. No es ninguna sorpresa.

Después de un mes retirado de la escena política, el líder de Ciudadanos, Albert Rivera planea volver al Congreso de los Diputados este jueves con motivo del pleno extraordinario convocado para la comparecencia de la vicepresidenta en funciones, Carmen Calvo, acerca del Open Arms.

Con una mano el pacto y con la otra la daga. Exige entrar a la fuerza mientras exhibe la mochila cargada de explosivos para volar un Gobierno entero, empezando con la cuestión catalana, los "presos políticos"...y otras materias de Estado que Podemos ve de forma radicalmente opuesta a los ojos del PSOE. ¿Sillones? ¡Nooo!. "Lo que queremos es sentarnos desinteresadamente en el Consejo de MInistros para controlar al gobierno socialista porque no nos fiamos de él". Pues oiga usted, eso siempre se ha hecho desde la Oposición, que desde allí se ejerce la crítica y se cobra el mismo sueldo. Dejen de insultar nuestra inteligencia.

Ciudadanos, a través de su presidente en el Parlamento Catalán, Carlos Carrizosa; ha exigido al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, que envíe un requerimiento al presidente de la Generalitat, Quim Torra, sobre si piensa o no cumplir con las leyes, el paso previo a la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

Luis Garicano ya había apoyado al concejal de Barcelona pel Canvi el pasado mes de junio, cuando Valls ofreció su apoyo a Colau “para evitar un resultado peor” en la Ciudad Condal. "Se puede votar a Colau aunque a uno le parezca malísima alcaldesa para evitar un resultado quizás catastrófico", dijo entonces.

Me mordía la lengua pero quizá por los calores de agosto y un año más sin vacaciones, hoy voy a decirlo. Pedro Sánchez es el objetivo a batir de las tres derechas, y de la otra supuesta izquierda. ¿Por quien están lideradas las tres derechas y la "otra" izquierda? Por cuatro varones, jóvenes, de escaso bagaje político y que se ven a sí mismos atractivos y en edad de máxima vanidad procreativa en todos los sentidos...

Una noticia causó ayer una explosión en Twitter y Facebook, las únicas dos redes que el tiempo me permite seguir. García Egea, secretario general del Partido Popular, proponía que Sánchez y el PSOE se echaran a un lado permitiendo, con su abstención, que accediera a la presidencia del gobierno Pablo Casado con los votos de Ciudadanos, es decir, con la vicepresidencia de Albert Rivera. Las reacciones oscilaron entre el estupor y la hilaridad.

Del blog de Maria Mir-Rocafot

Hace falta enfriarse y distanciarse. Un buen líder tiene la obligación de dejar la química personal en casa y negociar sólo desde el pragmatismo. Especialmente cuando el oponente tiene poco que perder y está dispuesto a jugárselo todo a una carta. Los hiper liderazgos complican las negociaciones mientras los necios afilan los cuchillos. Hubo un tiempo en que la política y sus líderes se conjuraron contra un invencible Felipe González y el PSOE. Un grupo de periodistas ilustres, socios y directores de sus propios medios, decidieron que había que torcer el pulso a la democracia. Y entonces apareció el "sindicato del crimen", hoy vigente aún...

Ciudadanos sabe que, con la aritmética actual, no hay suma parlamentaria posible más allá de Pedro Sánchez. Incluso está por ver si el PSOE puede formar gobierno antes de la fecha límite. Por eso ha rechazado la propuesta del PP de presentar un candidato alternativo a la Presidencia. Una idea que, dicen los de Albert Rivera, son "ganas de distraer".

La flamante vicesecretaria de Organización del PP y vicepresidenta del partido de Navarra, Ana Beltrán, ha propuesto extender la fórmula de la coalición Navarra Suma a Cataluña y otros territorios. Ante la negativa de Ciudadanos, ha querido recordar que también en la Comunidad Foral dieron un "portazo" al PP para después finalmente aceptar un acuerdo con Unión del Pueblo Navarro y el PP.

Casado acusa a Sánchez de no ver “el elefante con lazo amarillo” con el que quiere pactar el Gobierno y ha recriminado al candidato a la investidura a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, de ser “rehén” de sus socios de la moción de censura y le dice que ahora le da “vergüenza mostrarlos”. Por su parte, Albert Rivera, ha querido subir el tono de las acusaciones y dicho que “Sánchez tiene un plan” que no es otro que gobernar con su “banda” que da sillones a Podemos y cede ante los independentistas.