lahoradigital.com
Portal de Transparencia del Gobierno de España
Ampliar
Portal de Transparencia del Gobierno de España

La rendición de cuentas: su significado y metodología

domingo 27 de diciembre de 2020, 03:17h

Las amenazas y los retos a los que se enfrente la democracia nos obligan a repensar el modelo de democracia para este siglo XXI. Y lo hacemos en medio de una desafección ciudadana creciente y la pérdida de credibilidad de la política y las instituciones. En esta reflexión, aparece la rendición periódica de cuentas sobre el grado de cumplimiento de los compromisos programáticos adquiridos por un gobierno, representando esta especie de examen una expresión de la transparencia, integridad, participación y deliberación que deben presidir una nueva forma de gobernar.

Conviene reconocer que plasmar un ejercicio de rendición de cuentas supone una experiencia política de gran complejidad que se irá perfeccionando en los próximos años y requiere un aprovechamiento creativo de las potencialidades que ofrecen los mecanismos tecnológicos. Pero en los tiempos que nos toca vivir, con pérdida de valores democráticos, debemos considerar esta innovadora acción política como una obligación ética. Una buena práctica política que forme parte de un modelo de gobernanza participativa que tendría que realizarse cada año por los diferentes gobiernos, central y autonómicos así como por las principales Alcaldías.

En el caso del Gobierno de España se tiene que partir de un software en internet que contenga una información accesible, transparente y tratada sobre todos los compromisos de actuación acordados por el Gobierno -lo cual va más allá de los compromisos de investidura y del acuerdo inicial alcanzado entre el PSOE y UP- así como sobre el calendario legislativo. Por su incidencia en la recuperación económica y por la trascendencia histórica de la inversión, también se deberían incorporar al balance, en su momento, los criterios seguidos por el Gobierno para la determinación y distribución de aquellos proyectos que, reuniendo las condiciones, se acojan a los Fondos Europeos para la recuperación económica. Una rendición de cuentas que alcanzara a una transparente ejecución y a la evaluación posterior de los resultados obtenidos.

Exponer la gestión realizada en 2020 y someterla a la consideración de la sociedad es la primera condición para garantizar el conocimiento de los compromisos del Gobierno por parte de la ciudadanía. Y a partir de ahí posibilitar un ejercicio periódico de rendición de cuentas que permita el “control ciudadano” sobre las decisiones del Gobierno. Esta buena práctica política constituye todo un reto, pero es factible a la vista de otras experiencias tecnológicas ya en marcha y ayudaría a mejorar la calidad de nuestra democracia representativa ampliando su dimensión participativa.

Recordemos que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anuncio al inicio de su mandato, el 14 de enero de 2020, lo siguiente: “vamos a rendir cuentas de los avances en cada una de las áreas, de los departamentos en cada uno de los Ministerios y queremos también rendir cuentas regularmente de los progresos que vayamos realizando en los meses de actuación del nuevo Gobierno ... ". Es cierto que la pandemia ha supuesto un replanteamiento de prioridades ante la crisis desatada y la adición de nuevos objetivos, a la vez que ha retrasado y complicado los trabajos de configuración del proceso informático.

También es necesario hacer referencia a lo aprobado en el 39 Congreso Federal del PSOE sobre Rendición de Cuentas: “Todos los cargos electos del PSOE, a todos los niveles, deberán rendir cuentas de modo obligatorio, sancionable y periódico (como mínimo anualmente) de su gestión a la ciudadanía, mediante la apertura de procesos públicos y participativos. La rendición de cuentas debe venir acompañada de la máxima transparencia, del respeto a un código ético estricto y de la verificación del cumplimiento de los compromisos electorales contraídos”.

De entrada, el uso de internet para configurar una aplicación que dé a conocer la rendición de cuentas en un sitio específico de la web oficial, como pueda ser lamoncloa.gob.es con enlace al Portal de Transparencia (transparencia.gob.es ), tendría que incluir:

  1. El Programa del Gobierno de coalición, entendido como la suma de compromisos, estructurado y agrupado por ministerios o áreas sectoriales, dividido a su vez en ejes temáticos y objetivos estratégicos y desarrollados mediante medidas y actuaciones concretas, a poder ser con cuantificaciones de gastos.

  2. Un cronograma sobre el estado de ejecución de las actuaciones -cumplidas, en marcha o aún sin activar- que esté acompañado de un calendario de los proyectos legislativos identificados que sean necesarios, al igual que de los planes de carácter sectoriales, como en el caso de las transiciones ecológica y digital.

  3. Un sistema de enlaces a indicadores que permitan comprobar la trazabilidad de las decisiones y datos señalados, que se irán actualizando permanentemente para poder conocer, por quien desee hacer un seguimiento desde la aplicación dispuesta en el Portal de Transparencia o en la página web del Gobierno, el grado de ejecución y cumplimiento real de los compromisos del programa, así como una evaluación del impacto de los mismos.

  4. Como complemento de lo anterior, deberá incluirse:
  1. Una información clara que ponga en relación las previsiones y decisiones del Gobierno con sus partidas en los Presupuestos Generales del Estado;
  2. Una página específica en la web que vaya recogiendo los problemas u obstáculos que han podido surgir en el camino para el cumplimiento;
  3. Un capítulo que explique los cambios de objetivos que se pudieran acordar por el Gobierno a lo largo del mandato.

Un Plan de Rendición de Cuentas es una magnífica herramienta para visualizar el cuadro de acción política global de la administración gubernamental. Ahora, gracias a la transparencia digital del gobierno electrónico, se podrá materializar un relato político integral y coherente, conectando las acciones del Gobierno con los objetivos transversales contemplados en la agenda 2030 o en los planes de transición económica, ecológica y digital.

Además, en el sitio de la web se tiene que ofrecer una plataforma pública abierta para interactuar, como un espacio de participación a modo de foro deliberativo virtual que permita formular preguntas, propuestas o hacer comentarios con garantía de respuesta. Por otra parte, hay que mejorar las prestaciones informativas que ofrece el actual Portal de Transparencia y contar con un Plan de Comunicación.

En segundo lugar, lo anterior no puede hacernos olvidar que la rendición de cuentas debe realizarse principalmente en el Parlamento, ante los grupos de la oposición para que ejerzan la función democrática de control. Se trata de una rendición de cuentas que el Gobierno ofrece cada semana ante los representantes de la ciudadanía y que los medios de comunicación trasladan al conjunto de la opinión pública. Todo ello exige total transparencia y rigor en las respuestas del Gobierno para prestigiar el Parlamento y recuperar la confianza de la sociedad.

En tercer lugar, quedaría por definir la instancia en la que rendir cuentas, de modo directo, ante una representación válida de la sociedad civil. Este cometido puede incluirse, como una actuación novedosa, entre las tareas del IV Plan de Gobierno Abierto para España 2020-2024 recién aprobado y al que se accede desde el Portal de Transparencia. El Foro de Gobierno Abierto actuaría como un foro deliberativo social, virtual y presencial, en el que se analizara los contenidos y veracidad de la rendición de cuentas. En la actualidad, el Foro de Gobierno Abierto ya es un espacio de diálogo en el que participan representantes de las administraciones públicas y expertos independientes de la sociedad civil.

El sistema de rendición de cuentas ha de formar parte de un modelo de Gobierno Abierto, junto a las medidas de transparencia, la creación de nuevos cauces de participación en la toma de decisiones públicas y el fortalecimiento de los procedimientos de integridad en la administración. En esa línea ambiciosa camina el recién aprobado IV Plan Gobierno Abierto para España 2020-2024.

Por último, quiero destacar el anuncio de la presentación, el próximo martes 29 de diciembre, de la primera rendición de cuentas formal del Gobierno a cargo del presidente, Pedro Sánchez. Y lo hará tras haberse validado por parte de un grupo de personas, expertas e investigadoras, el proceso metodológico y los mecanismos para hacer balance que ha seguido Moncloa para avanzar con garantías en una práctica democrática que ya no podrá ser eliminada por ningún otro gobierno. Este paso es una conquista de la democracia española y llega de la mano de la izquierda gobernante.

Cuestión diferente será cómo y quiénes procederán a verificar la certeza y grado de rigor de los datos y resultados de la rendición de cuentas provisional que va a realizar el Gobierno. Seguro que medios de comunicación de diferente orientación y agencias de verificación independientes, como Newtral, Civio, Transparencia Internacional y otras, efectuarán su propia valoración contrastada sobre la veracidad del balance expuesto por el presidente.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios