lahoradigital.com
Reunión del Grupo Covid-19 en Madrid.
Reunión del Grupo Covid-19 en Madrid. (Foto: Europa Press)

La bajada de la incidencia a 100 casos por cada 100.000 habitantes centra el debate en la reunión del Grupo Covid-19

miércoles 14 de octubre de 2020, 13:25h

El Gobierno central y la Comunidad de Madrid han celebrado este martes una nueva reunión del Grupo Covid-19, creado por ambas administraciones para coordinar la situación de la pandemia en la comunidad. El encuentro concluyó sin avances notables. El Gobierno, por su parte, justificó las restricciones aprobadas, mientras que la Comunidad de Madrid defendió el sistema de zonas básicas frente al confinamiento por municipios.

El Gobierno ha trasladado a la Comunidad de Madrid “el ánimo de colaboración institucional para doblegar la curva en Madrid” en la reunión del Grupo Covid-19 de este martes. A su vez, ha repetido la importancia de conseguir bajar a unos 100 casos por cada 100.000 habitantes en la comunidad, y así tener un margen de maniobra en caso de que se produzca un repunte.

En el encuentro han estado presentes el ministro de Sanidad, Salvador Illa; la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias; el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón; el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado; y el consejero de Sanidad de la CAM, Enrique Ruiz Escudero.

El Ministerio de Sanidad ha establecido que lo más sensato es seguir los criterios sanitarios. De este modo, el ministro Salvador Illa se niega a retirar el Estado de Alarma impuesto el pasado viernes en Madrid tras la petición de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. Illa ha asegurado que “no se dan” los requisitos exigidos, pese a que la incidencia acumulada de casos de coronavirus ha bajado de media en la región a 446 por cada 100.000 habitantes, según los datos del Ejecutivo autonómico.

A su vez, los ministros han reiterado que el objetivo no es bajar de 500 casos por 100.000 habitantes, sino alcanzar una cifra más baja, “en torno a los 100 casos positivos por 100.000 habitantes, que permita un margen de reacción en caso de repunte”, estrategia que ya están utilizando varias comunidades autónomas “que ya están tomando medidas o las adoptarán en los próximos días”, según el Ministerio de Sanidad.

Por su parte, la Comunidad de Madrid establece que hay que defender el sistema de zonas básicas de salud y por ello, ha propuesto sacar una nueva orden para “volver a ese sistema que funciona en lugar de confinar por municipios, que además aumenta la movilidad de esas zonas con más incidencia”. De este modo, ha acusado a Sanidad de mantener el estado de alarma en la comunidad por “motivos políticos”.

El estado de alarma afecta a nueve municipios de la Comunidad de Madrid, de los cuales ocho se encuentran por debajo de los 500 casos por cada 100.000 habitantes. En concreto son Torrejón de Ardoz (362), Móstoles (379), Leganés (400), Alcobendas (402), Alcorcón (411), Fuenlabrada (457), Madrid (460) y Getafe (461). El único que se encuentra por encima de los 500 casos es Parla, con una incidencia de 657 casos por 100.000 habitantes. Sin embargo, la respuesta del ministro ha sido tajante con este tema, apuntando que el objetivo no es bajar de 500, sino idealmente a ratios de 100 de incidencia acumulada”.

Los datos son precisamente la primera fuente de enfrentamiento entre ambas administraciones. Finalmente, en la reunión se llegó a un acuerdo para establecer un mecanismo técnico diario de análisis de la situación epidemiológica en la comunidad para hacer un seguimiento continuo de la evolución de la pandemia.

Por su parte, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha acusado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de “asfixiar políticamente” a Madrid y usar “todo el poder” que le da el Estado para “arrollar a los demás”. A su vez, Ayuso ha negado que esté viviendo un enfrentamiento con Salvador Illa, al que considera un “filósofo”, sino que el problema lo tiene con Pedro Sánchez, ya que encuentra como una “temeridad” que se hayan quitado sus medidas en Madrid cuando estaban funcionando.

Aquí hay una doble vara de medir y, sobre todo, una intencionalidad política directa contra Madrid, contra los intereses de Madrid, porque somos una comunidad molesta para los objetivos políticos de La Moncloa", ha comentado Ayuso. Por ello, ha asegurado que reivindicarán “todos los días” su autonomía.

Tras la reunión de este martes, el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha comentado que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, se comprometió ayer a no proponer la convalidación del estado de alarma dentro de diez días. “Ayer conseguimos que el ministro se comprometiera a no proponer la convalidación del estado de alarma dentro de diez días. Se comprometió en la mesa de reuniones y eso son acuerdos y avances, yo lo valoro positivamente”, ha explicado Aguado en una entrevista con Onda Cero.

En este sentido, Aguado ha querido lamentar que el Gobierno central y regional se estén preocupando de “recursos judiciales para arriba y para abajo”, en “si es Sánchez el que tiene la culpa o la tiene Ayuso”, pero no se centran en lo verdaderamente importante porque “hay que tomar medidas contundentes y necesitamos certidumbre porque la gente no sabe a qué atenerse. Por ello ayer dijimos a Illa que nos ciñamos a las recomendaciones europeas y que apostemos a estar por debajo de 25 en incidencia acumulada", ha explicado el vicepresidente.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios