lahoradigital.com
La periodista Helena Resano vive en primera persona cómo fallan todos los protocolos contra la Covid-19 en Madrid
Ampliar

La periodista Helena Resano vive en primera persona cómo fallan todos los protocolos contra la Covid-19 en Madrid

jueves 17 de septiembre de 2020, 15:08h

Helena Resano es una de las periodistas más conocidas de la televisión y de su cadena, La Sexta (Atremedia). Este miércoles relató en el programa Más Vale Tarde su experiencia personal en su lucha contra la Covid-19. Esperas de una semana para conocer el resultado de las pruebas PCR, el centro de salud saturado, ni rastro de los rastreadores… y tres días en vilo porque su hija de 18 años “remontaba y se quedó sin fuerzas”.

o

Madrid, le guste o no a la presidenta de la Comunidad de Madrid, es el gran epicentro del coronavirus en España. Es la región donde más casos se contabilizan diariamente, el lugar donde la presión hospitalaria es más alta y, desgraciadamente donde la cifra de fallecidos lidera las estadísticas.

Con este panorama, este miércoles la periodista Helena Resano contaba aún con algo de angustia su experiencia personal en su lucha contra la enfermedad, que ha entrado en su casa y ha infectado a los cuatro miembros de su núcleo familiar (ella, su marido y sus dos hijos).

La periodista de La Sexta contaba que a finales de agosto su hija enferma y le sube la fiebre. Pensaban que era un catarro o unas anginas y acuden al centro de salud. Allí, primero les riñen porque les dicen que ahora no se puede ir a ver al médico de cabecera por un simple constipado. Pero le hacen la prueba PCR a la chica, de 18 años de edad, como marca el protocolo.

El resto de la familia no tenía ningún síntoma, pero la periodista llamó a su empresa, Atresmedia, y le hicieron un PCR. El resultado de su prueba salió en menos de 24 horas y confirmó su positivo. Aunque en su caso era asintomática.

Pero su positivo les confirmó una certeza, lo de su hija no era un simple constipado. Sin embargo, la prueba PCR de su hija seguía sin llegar, mientras que los síntomas no remitían. Tenía una fiebre alta que la chica se quedó sin fuerzas y necesitaba ayuda para todo.

Resano cuenta angustiada que “pensábamos que no remontaba”. La comunicación con los servicios sanitarios era imposible y tuvieron que acudir a las recomendaciones de un familiar, médico, que les indicó lo que debían hacer.

Afortunadamente a los tres días la chica comenzó a recuperar las fuerzas. Pero tuvieron que esperar una semana para conocer el resultado de la PCR, obviamente positiva. Contaron a la doctora que ya estaban confinados porque sabían que era Covid-19. La sanitaria no pudo más que darles las gracias por su responsabilidad personal.

Es alarmante lo que cuenta la periodista sobre los famosos rastreadores. En todo este tiempo, nadie les llamó y tuvieron que ser ellos los que fueron avisando a sus contactos estrechos para que lo tuvieran en cuenta, que habían estado con personas positivas por Covid-19.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios