lahoradigital.com
La Constitución permite que el Estado intervenga la Sanidad privada en casos de alarma sanitaria
Ampliar

La Constitución permite que el Estado intervenga la Sanidad privada en casos de alarma sanitaria

jueves 12 de marzo de 2020, 13:42h
El catedrático en Derecho Constitucional, Miguel Presno, ha señalado que la aprobación del estado de alarma permitiría que el Estado, en caso de necesidad, interviniera en la sanidad privada para ayudar con sus los recursos a la pública. Por otro lado, recuerda que el artículo 128 de la carta magna señala que "mediante la ley se podrá acordar la intervención de empresas cuando así lo exija el interés general".

Miguel Presno Linera es catedrático en Derecho Constitucional por la Universidad de Oviedo, autor de publicaciones como El 15M y la promesa de la política y editor del blog El derecho y el revés.

En la entrevista con el diario Público, el experto da un repaso a la base legal que pueden tener algunas medidas que se están barajando en los últimos días como un posible aplazamiento de los comicios en Galicia y el País Vasco, las consecuencias o posibilidades que ofrece la declaración del estado de alarma y también sobre la opción de intervenir en la sanidad privada para garantizar suficientes recursos a la pública.

En cuanto a las elecciones convocadas para abril en Galicia y Euskadi. Se le ha preguntado a Miguel Presno Linera sobre la posibilidad de modificar la campaña o incluso de aplazar los comicios por el coronavirus.

El experto ha respondido informando que la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) no dice nada sobre este tema y las leyes vascas y gallegas, tampoco. También añadió que, si el Gobierno declara el estado de alarma en el acuerdo del Consejo de ministros, se podría acordar también la suspensión de las elecciones. En cambio, a él le parece una solución muy forzada.

La mejor opción legal para Miguel Presno Linera es intentar hacer dos cosas diferentes “aunque las dos serían un poco 'chapuceras'”. Por un lado, se puede reformar de manera exprés la LOREG. En el 2011, en once días, se cambió la Constitución, por lo que según la opinión de Presno, en una semana se puede cambiar la LOREG. Esa reforma exprés debería incluir la posibilidad de suspender elecciones por este tipo de causas. Se trataría de una reforma de Ley orgánica. Para el entrevistado es la mejor opción.

La otra opción es que el Gobierno central suspendiese las elecciones, pero sería una vía muy forzada porque es un órgano que no ha convocado elecciones. Y también estaría introduciéndose en un terreno complicado como es el de los límites del decreto ley. La Constitución dice que el decreto ley no puede afectar a derechos fundamentales.

Miguel Presno Linera señala que actualmente hay varios posibles escenarios. Uno, es el de mantener las elecciones. Pero tiene sus riesgos, debido a que la campaña no se desarrollará con normalidad, que puede afectar a la participación y que haya una abstención alta, la gente que va a estar en las mesas electorales estarían expuestos a un nivel de riesgo muy alto. Por lo que, en este escenario, se fomenta el aplazamiento de las elecciones. El experto está de acuerdo en cuanto al aplazamiento de las elecciones, pero no si se hace mediante el estado de alarma.

Porque piensa que el estado de alarma está previsto en nuestra Constitución para otras cosas. Aunque no descarta que el Gobierno tenga que decretarlo. Pero no por las elecciones. Sino para tratar de controlar que la gente no se mueva de sus hogares. El estado de alarma está previsto en la Constitución para situaciones de infección grave. La sinopsis del artículo 116, que regula el estado de alarma, señala que la "crisis sanitarias, tales como epidemias y situaciones de contaminación graves".

Además, piensa que le parece razonable que la duración del estado de alarma sea 15 días, y si quiere prorrogar se necesita la aprobación del Congreso. Por otro lado, añadió que la gente ya está asustada y que es mejor pecar por exceso de prevención.

El estado de alarma permite limitar la circulación de personas o vehículos en determinados espacios o restringir la movilidad a determinados requisitos. Miguel Presno Linera entiende que el estado de alarma asuste a la gente, pero está previsto para situaciones como esta.

En cuanto a la posibilidad de que la Sanidad pública pueda quedarse sin recursos suficientes en caso de un alto número de contagios. Miguel Presno Linera informa que el estado de alarma prevé "intervenir y ocupar transitoriamente industrias, fábricas, etc". Además, el mismo no lo llamaría expropiación. Porque, intervenir quiere decir que después el Estado les vas a compensar económicamente.

El artículo 128 de la Constitución establece que toda la riqueza del país está subordinada al interés general y que a través de la ley se podría llegar a un acuerdo en cuanto a la intervención de empresas cuando así lo determina el interés general, debido a que se trata de una cuestión de salud pública y para algunas personas esta intervención podría ser una cuestión de vida o muerte. Presno añadió que "creo que el Estado tiene base legal para poder intervenir todas las mascarillas que hay en las fábricas". Por este motivo el entrevistado está de acuerdo con el estado de alarma, porque ya prevé también este tipo de situaciones.

En cuanto a la pregunta de si “¿Podría el Gobierno prohibir protestas por salud pública?”. Presno ha respondido que no puede. El Gobierno no autoriza manifestaciones. Son las delegaciones del Gobierno las que pueden prohibirlas o modificar su celebración por cuestiones de alteración del orden público. Entonces esto significa que, en la situación actual, no se podría prohibir. Solo se podría prohibir las manifestaciones en un estado de excepción.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios