lahoradigital.com
Fuga masiva de presos en cárceles italianas en protesta por las medidas contra el coronavirus
Ampliar
(Foto: Europa Press)

Fuga masiva de presos en cárceles italianas en protesta por las medidas contra el coronavirus

lunes 09 de marzo de 2020, 19:08h

Las restricciones impuestas por el Gobierno italiano para detener la propagación del coronavirus están ocasionando altercados en casi todo el país. Este lunes se ha conocido que se han producido fugas masivas de presos en distintos centros penitenciarios del país. En algunas zonas los presos protestan por la cancelación de las visitas y en otras se han amotinado y han aprovechado para escapar de la prisión.

Este lunes una cárcel del sur de Italia, ubicada en Apulia, ha sido el centro de las protestas de los presos por las restricciones impuestas para frenar el coronavirus, lo que ha sido aprovechado por los internos para escapar de forma masiva.

Según informan diversos medios italianos, al menos 50 presos han huido de la prisión, aunque la mayor parte de ellos han sido devueltos a la cárcel. Pero la Federación de Sindicatos Autónomos de la Policía Nacional Penitenciaria hablan de que los reclusos que se han escapado han sido alrededor de 370, de los que 70 han vuelto a ser detenidos. Por lo que hay más de 300 presos que han conseguido su objetivo.

La huida se ha producido a primera hora de este lunes cuando varios presos han trepado por las puertas y han logrado salir a la calle. El tumultuoso escape ha desbordado a los servicios de seguridad de la prisión.

En Milán, ya en la zona donde el Gobierno ha prohibido la salida y entrada de los ciudadanos, un grupo de presos de la cárcel de San Vittore han logrado llegar al tejado del centro penitenciario y quemar sábanas al grito de “libertad, queremos libertad”.

Las protestas se han extendido por otros penales del país como en Augusta, Bolonia, Prato o Palermo.

Las autoridades han cancelado las visitas a los presos y han acordado con el poder judicial la congelación de permisos penitenciarios hasta que no se supere la crisis sanitaria producida por el virus Covid-19.

El ministro italiano de Justicia, Alfonso Bonafede, ya ha anunciado que la situación está controlada, aunque se teme a que un “efecto llamada” traslade las protestas a otras cárceles del país. La suspensión de las visitas tenían por objeto salvaguardar la salud de los reclusos ya que supondría un grave problema la infección de los presos por la dificultad de aislar a los infectados de los sanos en un recinto tan reducido como es una cárcel.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios