lahoradigital.com
No queremos partidos que odian 'la libertad de las mujeres'
Ampliar

No queremos partidos que odian "la libertad de las mujeres"

miércoles 25 de diciembre de 2019, 12:46h
El verdadero partido antisistema, antifeminista y anticonstitucionalista, es Vox y por extensión los dos partidos que le acogen, abrazan y aplican sus medidas bárbaras. Para saber de lo que estamos hablando, me he leído con atención “las 100 medidas urgentes de Vox para España” (https://www.voxespana.es/…/100-medidas-urgentes-de-vox-para…). Y queda claro que muchas de esas cien medidas son claramente incitadoras del odio. Sobre todo las que se refieren a la estructura territorial española, las que van dirigidas a cambios sociales, las que rechazan y excluyen minorías étnicas, religiosas o culturales, obviamente foráneas, y por supuesto el odio que destila hacia las mujeres, los homosexuales y los inmigrantes.

Un ejemplo práctico: los recortes de las subvenciones a asociaciones feministas, de defensa de los colectivos LGTBI, ONG etc que han impuesto en los presupuestos tanto de la Comunidad de Madrid como de su Ayuntamiento. Lo mismo sucede en Andalucía, donde incluso han iniciado una caza de brujas para detectar a trabajadores sociales homosexuales y expulsarles como no aptos. Aviso a navegantes. Incluso conozco a personas gays que han votado a Vox. La ignorancia es muy atrevida. Ni siquiera se han leído lo que sus estatutos esconden. Empieza a ser preocupante que propuestas populistas que promueven el odio y que se basan exclusivamente, en mentiras y medias verdades sean percibidas por muchos jóvenes frustrados como la solución a sus problemas de falta de futuro y horizonte laboral. Es de una ignorancia supina creer que los inmigrantes vienen a quitarnos nuestro pan y nuestro trabajo. Al contrario, trabajan en aquellos puestos rechazados por los españoles y cotizan a la seguridad social, al tiempo que tienen hijos que rejuvenecen la edad media nuestra clase trabajadora, para pagar las pensiones de la envejecida población española.

Hoy, Navidad de 2019. Siento una profunda tristeza al ser consciente de que 3.640.063 de españoles han dado su apoyo a un partido político que inyecta odio en la sociedad. Odio a las mujeres, odio a los extranjeros (pobres) odio racista, odio a los homosexuales. Un partido que imparte ideas supremacistas, la raza blanca somos superiores. Que expresa ideas sin ruborizarse y sin tener la más mínima contestación de la caverna mediática, machistas, autárquicas, xenófobas y homófobas que nuestra Constitución rechaza y persigue. Ellos que reparten carnets de buen español, ellos son los antisistema y lo más grave es la normalización con la que gran parte de la sociedad asiste a este cambio social. Por eso recomiendo conocer quiénes son y de dónde proceden los 57 diputados de Vox.

La gente no percibe con claridad -porque los medios conservadores anteponen el poder de la derecha- que Vox quiere regresar al pasado fascista y acabar con nuestro sistema de convivencia, ese que ha hecho de España uno de los países más avanzados del mundo en calidad de vida y que hayamos disfrutado de los 40 años con mas avances socio-económicos y estabilidad social de nuestra historia.

El auge de la ultraderecha y del neofascismo es un retroceso en toda regla de nuestra sociedad y es la mayor amenaza a la que nos vamos a enfrentar en los próximos años, tanto en España, Europa y en el resto del mundo. Vuelve el fascismo, disfrazado, y con el apoyo cobarde y culpable de la derecha tradicional que les ha permitido entrar en las Instituciones para blanquearse y obtener más visibilidad. Todo por el poder. Madrid, Andalucía, Castilla y León, o Murcia, empiezan a saber qué clase de “monstruo” han despertado.

¿Serán estos líderes estúpidos o malvados?. ¿Se repetirá la historia o parte de ella?No es por ser alarmista, pero siempre recuerdo el auge del Partido Nazi en la Alemania de los años 20-30 del siglo pasado. No hace tanto tiempo. Muchos ciudadanos les apoyaron en las urnas, se creyeron sus lemas y soflamas demagógicas, el resto ya lo conocemos. Caza de brujas y persecuciones, cristales rotos, expulsión, exclusión, odio a los judios. No queremos para España ni noches de cuchillos largos, ni noches de espejos rotos. No queremos odio hacia los de dentro ni tampoco hacia los que vienen de fuera. No queremos odio al islam como la raza supremacista aria tuvo hacia los judios.

Para los que no se acuercen, la llamada Noche de Los Cuchillos Largos tuvo lugar entre la noche del 30 de junio y la madrugada del 1 de julio de 1934, y fue una purga política dentro del Partido Nazi que consistió en una serie de asesinatos cuyo blanco principal fue la cúpula del grupo militarizado SA y su líder, Ernst Röhm. También protagonizaron la Noche de los Cristales Rotos. La noche de los Cristales Rotos (en alemán Kristallnacht o Novemberpogrome) fue una serie de linchamientos y ataques combinados ocurridos en durante la noche del 9 de noviembre del 38, a un paso de la Navidad, y llevado a cabo contra ciudadanos judíos por las las tropas de asanlo alemanas junto con la población civil, mientras las autoridades alemanas observaban sin intervenir.

"Quien no conoce su historia está condenado a repetir sus errores” (Paul Preston).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

2 comentarios