lahoradigital.com
Juego de Tronos se convierte en un potente atractivo turístico
Ampliar

Juego de Tronos se convierte en un potente atractivo turístico

jueves 16 de mayo de 2019, 14:37h
Con motivo del estreno de la última temporada de la famosa serie de televisión, este pasado mes de abril, los lugares donde se han rodado los últimos capitulos se han convertido en un foto de atracción turística

España es una de las grandes potencias turísticas del mundo. Nuestro país es el segundo que más turistas internacionales recibe, tras Francia, y tambien es el segundo en cuanto a ingresos turísticos, sólo por detrás de Estados Unidos. No en vano, el sector supone más del 12% del PIB de nuestra economía.

Los turistas que vienen a España buscan no solo sol y playa sino también los bellos rincones de nuestro país fruto de la huella dejada en nuestras ciudades por las numerosas culturas que ocuparon la península durante siglos. El ingente patrimonio artístico y arquitectónico de nuestro país sirve de gran atractivo turístico pra aquellos que quieren descubrir los secretos de épocas pasadas. Nuestras comunidades están plagadas de monumentos únicos, plazas romanas, catedrales góticas, antiguas sinagogas o inigualables mezquitas. Si todo esto, que en ocasiones no es lo suficientemente conocido, se muestra en una serie de televisión de difusión planetaria y de indiscutible éxito como Juego de Tronos no es de extrañar que las localizaciones de la producción televisiva se conviertan automaticamente en un destino turístico de moda.

Sevilla y Girona han sido las ciudades en las que más se ha notado el tirón turístico de la serie, aumentado el número de vuelos un 215 % y un 170% respectivamente. El Real Alcázar de Sevilla representó los Jardines del Agua del Palacio de Dorne y la Plaza de Toros de Osuna fue el lugar en el que Daenerys montó a lomos de Drogon para defenderse de los Hijos de la Arpía. Sin olvidar las ruinas de Itálica en Santiponce, que simulan ser Pozo Dragón.

Por su parte, en Girona se filmaron todas las escenas acaecidas en Braavos, una de las nueve ciudades libres que aparece en la gran mayoría de episodios de la sexta temporada. Cabe destacar la calle Bisbe Josep Cartaña, donde Arya mendigó mientras se encontraba ciega y la Plaça dels Jurats, donde presenció la obra de teatro. Por otro lado, el monasterio de Sant Pere de Galligats se convirtió en la gran biblioteca de Antigua.
Ambas ciudades han sabido explotar este fenómeno y han organizado tours turísticos que recorren estos emblemáticos lugares.

Este fervor no se ha dado solo en España, sino también en localizaciones de otros países en los que se ha filmado la serie. Los vuelos han aumentado en los aeropuertos de Dubrovnik un 260 %, en Belfast un 225 %, en Reykjavik un 205 % y en Essaouria un 130 %.

Es perfectamente normal que el público de Juego de Tronos haya querido visitar estos lugares, puesto que es una serie muy cuidada que presta mucha atención a las localizaciones de los Siete Reinos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Hora Digital

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.