lahoradigital.com
Juego de Tronos: La batalla de poniente
Ampliar

Juego de Tronos: La batalla de poniente

lunes 29 de abril de 2019, 23:40h

El capítulo que todos estábamos esperando llego por fin. Si aún no lo has visto, primero te recomiendo que lo hagas y si no lo viste te aviso que este articulo estará llenísimo de spoilers, ya que veremos los acontecimientos que ocurrieron en este último capítulo de Juego de Tronos.

La batalla más esperada de Poniente al fin llegó, y llegó de una manera que nos ha dejado con la boca abierta a más de uno. A continuación, si no viste aun este tercer capítulo de Juego de Tronos, te recomiendo que no sigas leyendo hasta que no lo veas, porque estará llenito de spoilers.

La batalla comienza

Al inicio del capítulo ya se muestra toda la tensión con un Sam temblando y todos los demás en sus puestos temiendo por sus vidas. Las mujeres y niños a las criptas, incluyendo a Baris, Tyrion y Missandei, a la que luego se une tambien Sansa.

Todo empieza con la llegada de la Bruja Roja, llamada Melisandre apareciendo de la nada y haciendo que los Dothrakis alcen sus armas para llenarlas de fuego con la ayuda del ‘Señor de luz’. Una espectacular imagen la que nos mostraron cuando todos los Dothrakis, junto con Jorah Mormont y Fantasma avanzaron para dar comienzo a esa batalla.

Mientras tanto Daenerys y Jon volaban con sus dragones hasta el otro extremo para visualizar el campo de batalla y ver como sucedían los hechos. Mientras los dothraki avanzaban cada vez iban quedando menos luces llameantes de sus armas hasta que no quedo ninguna. Daenerys no podía creerse que su ejército de Dothrakis (después de todo lo que había pasado) hubiera quedado aniquilado en menos de 1 minuto, a lo que le hizo frente y se subió a su dragón, a la que le siguió Jon.

En este capítulo no hubo comunicación entre la mayoría de los personajes, más bien se basó todo en la acción y una cinematografía impresionante, lo que mucha gente ya esperaba de Juego de Tronos. Por otro lado, no nos olvidemos de Bran, que permanecerá todo el capítulo bajo el árbol Sagrado Rojo, junto con Theon Greyjoy quien le protegerá hasta el último instante.

Tras esta primera derrota, vuelven algunos recaídos Dothrakis y Jorah Mormont. Todos los demás se ponen de nuevo en formación y se preparan para lo peor. La batalla acaba de comenzar de nuevo, y esta vez lo hará para quedarse hasta el final. Vemos como todos nuestros protagonistas favoritos pelean y luchan por vivir, incluso vemos a Sam combatir, y vemos el primer caído de la noche (refiriéndonos a un personaje secundario o principal, siendo éste más secundario), tras salvar a Sam de uno de los caminantes Edd Tollett cae tras ser apuñalado por la espalda. Todos al ver que son demasiados empiezan a sentirse exhaustos hasta que llega Daenerys con Drogon y empieza a quemar a una pila de caminantes blancos, siguiéndole Jon. Todos observan como los dos les están ayudando con los dragones, vemos a Sam anonadado al ver montado a Jon en uno de ellos, lo mismo ocurre con sus ‘hermanas’. Pero la lucha no ha acabado, los muertos ganan en combate y un frio helador hace que el fuego se extinga más rápido. Todos empiezan a replegarse para intentar batallar con una segunda estrategia.

Batalla en las fronteras de Invernalia

Los caminantes avanzan y la única oportunidad de detenerlos y ganar algo de tiempo es quemando la trinchera pero con el fuerte viento de hielo es imposible, hasta que llegó la Bruja Roja y justo en el último momento consiguió que el ‘Señor de Luz’ le diera fuego para poder quemarlas.

Bran mientras intenta averiguar, como cuervo e tres ojos que es, donde se encuentra el Rey de la Noche siguiendo sus pasos, y descubre que está montado en el dragón de hielo, haciendo que los caminantes blancos se apiñen para poder pasar las fronteras y el fuego.

En las criptas el pánico empieza a jugar su factor, los caminantes en nada estarán dentro de Invernalia y la seguridad para todos los refugiados será menor.

Una vez pasan las fronteras, la guerra es más dura y las imágenes son todas en colores tenebrosos, con el rojo del fuego haciendo que esos fotogramas estén llenos de muerte, peligro, violencia. Un gigante entra dentro de Invernalia, pero será destruido por la Guerrera de la Casa Mormont, Lyanna Mormont, quien da su vida por acabar con él.

Arya Stark

Tengo que hacer un apartado de la lucha de esta chica porque fue increíble. Arya en todo momento cuando empezaron los caminantes blancos a escalar las fronteras de Invernalia, Arya Stark empezó a luchar como cual guerrera ama a su pueblo, luchando con la muerte, como dijo Beric, quien animaba a que El Perro, no se diera por vencido y luchase, poniéndole como ejemplo a Arya. Fue entonces cuando reaccionó y la siguió junto con Beric.

Arya se encontraba en un aprieto tras haber perdido una de sus armas, la lanza. Los caminantes la perseguían por el interior del castillo y ella seguía peleando. Cuando Beric y El Perro entraron en una habitación, vieron como Arya estaba en verdaderos apuros y fue Beric, con su espada de fuego la que la salvo, mientras luchaba recibió varias puñaladas y Arya era arrastrada por El Perro para que se alejara de los caminantes blancos. Llegaron a una habitación en la que se pudieron refugiar y vimos como uno de los personajes que más había revivido, no iba a vivir más. Se trataba de Beric, que tras haber sido gravemente herido por los muertos, acabo muriendo acabando su cometido, salvar a Arya. ¿Esto por qué lo digo? Porque lo dejo muy claro la Mujer de Rojo cuando apareció en la misma habitación en la que se encontraban. Afirmó que Beric había sido revivido tantas veces por el ‘Señor de la luz’ todo este tiempo con un cometido y lo cumplió, con lo que atando hilos, murió salvando a Arya. Es entonces cuando la Bruja Roja y ella mantienen una conversación bastante extraña que acaba convenciendo a Arya de que al Rey de la Muerte hay que decirle, que “hoy no”, dejando un anticipo de lo que ocurre después, que una vez visto te das cuenta de porque ocurre todo lo que ocurre y los hilos se van uniendo.

Hielo y Fuego en los cielos

Jon y Daenerys siguen surcando los cielos, el Rey de la Noche les sorprende una vez están por encima de las nubes, casi hace que Jon se caiga y que Daenerys sea abrasada por el aliento de hielo del Dragón del Rey de la Noche, pero le pierden de vista. Es entonces que Jon decide quedarse resguardando a su ‘hermano’ Bran y Daenerys protegiendo el frente.

El Rey de la Noche vuelve a aparecer surcando por los cielos por encima de Invernalia, destrozando una de las murallas con el Dragón. Es entonces cuando Jon lo ve y va tras él. Aquí comienza una de las mejores batallas vista de los dragones. Jon alcanza al Dragón de hielo y lo atrapa con el suyo, empiezan a luchar y Jon está teniendo las de perder, pero justo aparece Daenerys para salvarse y llevarse por encima al Rey de la noche, haciéndolo caer al suelo, mientras Jon se desquita del Dragón de Hielo. Cae junto al dragón muy malamente (esperemos que no le haya ocurrido nada) y se dispone a ir al lugar donde cayó el Rey de la Noche. Allí esta Daenerys junto a su dragón, lo tiene en frente, y pronunció su famoso ‘Dracarys haciéndonos creer a más de una que podría haber acabado con él perfectamente, pero no… resistió a las llamas. Cogió una de las lanzas que tenía para lanzársela a Daenerys pero salió huyendo antes de tiempo.

Una de las teorías de porque no pudo ser quemado el Rey de la Noche es porque los hijos del bosque decidieron que debía ser un Targaryen para poder enfrentarse al fuego de Dragón. Es una teoría, pero esperemos que Bran lo termine por explicar y nos lo aclare, ya que parece ser que lo sabe todo.

¿Los vivos o los muertos?

Cuando Daenerys huyó, el Rey de la Noche sigo su camino hacia Bran sin saber que detrás de él se encontraba Jon. Un Jon atrevido y al mismo tiempo asustado alzó la espada y se dirigió hacia él, pero el Rey de la Noche fue más listo y con su poder para poder llamar a los muertos hizo que todos los caídos revivieran convertidos en caminantes blancos, pero no solo le afectó a Jon.

Esto que hizo el Rey de la noche, provocó que los caídos dentro del castillo, incluso en las criptas (que es donde conservan a sus antepasados) los murtos vivieran con los ojos azules. El terror volvió de nuevo a todos los rincones de Invernalia, todos los que habían muerto hasta entonces se volvieron en contra de nuestros protagonistas poniéndolo aún peor.

Jon se encontraba solo, luchando con cientos de caminantes blancos caídos, hasta que apareció de nuevo Daenerys para salvarlo (no se podrá quejar que en el capítulo ya van dos veces las que no muere gracias a ella). Le da paso con el fuego de Drogon, y Jon se adelanta para ir con su ‘hermano’ Bran, mientras que Daenerys se queda en su posición y a causa de esto los caminantes blancos empiezan a trepar por Drogon haciendo que la tire y caiga al suelo, Drogon sale volando para deshacerse de los muertos mientras que Daenerys queda indefensa.

El caos acecha por toda Invernalia, en la cripta las mujeres y los niños están atemorizados. Sansa y Tyrion se miran entre ellos por la situación que están viviendo y deciden pelear antes que esconderse. Jon ve todo lo que está ocurriendo a su alrededor, como sus compañeros sigue luchando hasta el final, y Daenerys empieza a temer por su vida hasta que aparece su salvador más preciado, Jorah Mormont.

Los últimos minutos empieza a sonar una melodía a piano que hace que el espectador se introduzca más en la trama. Mientras Jon intenta llegara su hermano, Theon lucha como nunca, pero su final acaba siendo el que muchos nos esperábamos. Para empezar, es memorable recordar que Theon Greyjoy fue uno de los personajes que al inicio de Juego de Tronos salvo a Bran de los Salvajes que, en ese momento, lo querían matar. Que haya acabado dando su vida por él, protegiéndole, es un guiño que nos ha querido dar Juego de Tronos para recordarlo, ya que si no fuera por el valor y la lucha constante de Theon podríamos habernos quedado sin Bran desde un principio. Pero él lo dio todo, lo dio todo no solo por Bran, sino por la familia que antaño le dio cobijo y le estuvo cuidando como uno más. Es por esto que la muerte de Theon la recordaremos como la más dignas de todas, junto con las palabras del propio Bran, quien advirtió de su muerte. “Eres un buen hombre. Gracias”, con estas palabras son con las que nos quedaremos para recordarle como uno de los personajes que han sido principales a lo largo de la serie.

Tras esta muerte, el Rey de la Noche se acercaba cada vez más a Bran, seguido de más Caminantes Blancos. Jon seguía intentando llegar a Bran pero el Dragón de hielo se lo ponía cada vez más difícil. Bran sin inmutarse sonríe frente al Rey de la Noche y cuando está a punto de coger su espada para acabar con él, aparece de la nada una Arya valiente, decidida, dispuesta a todo, pero el Rey de la coche la coge por el cuello y le sujeta la mano en la que lleva la daga, en ese momento todos nos esperábamos lo peor cuando Arya dejó caer la daga, pero en el momento que la cogió con la mano libre y se la hincó al Rey de la Noche… Creo que no existe fan de Juego de Tronos que no sintiera tanta felicidad en ese instante tan inesperado y magnifico al mismo tiempo. Una vez destruido todos los caminantes blancos y sus secuaces empezaba a caer uno tras uno, la Guerra contra los muertos había terminado.

En cuanto al lugar donde se encontraba Daenerys, nos despedía este capítulo llena de lágrimas por una de las muertes tambien más significativas de la noche, la de Jorah Mormont, que de nuevo lo dio todo por su amada Reina, y de la que a muchos se nos saltaron tambien las lágrimas con este personaje y con las emociones del momento. Fue uno de los personajes principales, ha sufrido como otros muchos pero ha sido el más leal a su Reina desde un principio y el que ha demostrado más coraje de todos en muchas ocasiones. Le recordaremos como un gran personaje, eso no cabe duda.

El capítulo acabo con la última muerte, la de la Mujer de Rojo, Melisandrei,moriré antes del alba”, y así fue. Camino hacia el horizonte, se quitó su collar rojo, el que la mantenía joven, y murió de vieja. Otro de los personajes que tambien fueron claves en varias ocasiones y que parecía que al igual que Bran sabía lo que iba a ocurrir.

Si hablamos de Bran, se confirma cien por cien que este chico ve el futuro y se lo calla. Porque recordando la temporada pasada, ese cuchillo es el que a través de meñique intentó matar a Bran, para luego el volverlo a tener y una vez se encontrase con Arya dárselo y decirle “Tu la usaras mejor que yo”. Es decir, hay nos estaba advirtiendo de que él ya sabía cómo iba a ocurrir todo, que gracias a esa daga todo acabaría y que sería salvándole a él.

Después de este gran capitulo, para mí, el mejor que he visto de todos los que hay, ¿lo fue tambien para vosotros? ¿Cómo remontarán los 3 próximos capítulos? Al haber sido uno de los capítulos que más presupuesto se gastó, que fue rodado en 55 noches, que es uno de los capítulos cinematográficamente con la secuencia de batalla más larga del cine o de la TV, con más de 750 personas en escena, etc. No sé cómo podrán superar algo así en la vida. Mientras tanto disfrutemos de lo que nos ofrecieron y esperemos a la semana que viene.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Hora Digital

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.