lahoradigital.com
Un nuevo modelo de competición para revolucionar del fútbol femenino
Ampliar

Un nuevo modelo de competición para revolucionar del fútbol femenino

lunes 04 de marzo de 2019, 18:35h

Profesionalizar a las jugadoras, impulsar las selecciones españolas o que se convierta en el deporte más practicado por niñas de hasta 14 años, son algunos de los objetivos con el que la RFEF quiere que el fútbol femenino español sea líder a nivel europeo y mundial.

Andreu Camps, secretario general de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), ha hecho pública este martes la aprobación por parte del Comité de Fútbol Femenino, la Comisión de Presidentes de Federaciones Autonómicas y la Junta Directiva de la RFEF, de un nuevo modelo de competición de máximo nivel en el fútbol femenino, que entrará en vigor a partir de la próxima temporada.

El nuevo modelo, que deberá ser ratificado en una Asamblea Extraordinaria el próximo mes de abril, contará con cuatro objetivos firmes. El primero de ellos es que, en un plazo máximo de 6 años, el fútbol femenino será el más practicado y deberá tener el máximo número de licencias entre las niñas menores de 14 años. El segundo objetivo define un máximo apoyo y relevancia a las selecciones femeninas españolas, para que estas sigan y mejoren sus resultados a nivel internacional, dotándolas, además, de un plan estratégico para mantener y mejorar su proyección. Asimismo, las jugadoras contarán con un sueldo mínimo por categorías, apoyándose así la profesionalización de las mismas. Por último, se otorgará un mecanismo de ayudas a los clubes para garantizar así este nuevo modelo.

Según afirma Camps, el nuevo modelo de competición estatal pondrá fin al modelo actual de la Liga Iberdrola y contará con dos divisiones: de élite y promesas. La primera contará con un máximo de 16 equipos y un mínimo de 8, con un formato anual de liga. Mientras que en la segunda habrá de 8 a 22 equipos, ampliables hasta un máximo de 32 si hubiera gran interés por parte de los clubes. Esta última división estará dividida en grupos territoriales y que disputarían una primera fase territorial y otra de ascensos y descensos. En cada una de las divisiones, las jugadoras deberán tener un contrato de trabajo.

Aunque la inscripción será voluntaria, se solicitará estar en posesión de una licencia federativa, aunque con unos requisitos menores a los que pide la UEFA.

Camps aseguró haber tomado como referencia el tratamiento del deporte femenino en países como Alemania, Australia e Inglaterra, dando lugar a una competición “abierta a cualquier club independientemente del nombre, región o nivel". Habló, además de fijar un número mínimo de jugadoras que procedan de la base de cada club, así como de apoyar económicamente más a aquellos clubes que inviertan en fomentar el fútbol base femenino.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Hora Digital

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.