lahoradigital.com
El partido más grande de Argentina… se jugará en Madrid
Ampliar

El partido más grande de Argentina… se jugará en Madrid

viernes 30 de noviembre de 2018, 12:38h

El partido decisivo de la final de la Copa Libertadores “vuela” del Monumental de Buenos Aires al Bernabeu de la capital de España. Los graves incidentes de la hinchada de River obligaron a suspender el encuentro que ahora se jugará en el campo del Real Madrid el próximo 9 de diciembre a las 20:30 de la tarde. Tras el 2-2 del partido de Ida, el campeón se decidirá aquí.

El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez confirmó este jueves que el partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores tendrá lugar el próximo domingo 9 de diciembre en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid.

Los contendientes, Boca Juniors y River Plate, que son los dos clubes más grandes de Argentina, arrastran tras ellos a las hinchadas más pasionales del mundo. Tanta pasión, muchas veces mal entendida, produjo unos graves incidentes el pasado 24 de noviembre que impidieron que se jugara el encuentro, que tuvo que ser suspendido hasta en dos ocasiones. El autobús de Boca fue apedreado violentamente y algunos jugadores resultaron heridos. Fue un espectáculo lamentable y exportó al mundo entero la peor imagen posible de Argentina. Por eso, las aficiones de ambos equipos tendrán que ver cómo sus ídolos juegan el partido más importante de sus vidas a 10.000 kilómetros de distancia de su casa.

El máximo organismo rector del fútbol suramericano, la Conmembol, decidió tras la segunda suspensión del encuentro que no se daban las condiciones de seguridad necesarias para que la final se disputara en alguna ciudad argentina. Y se decidió llevar el partido a otro país. Se valoraron varias posibilidades como Medellín, Asunción, Sao Paulo, Miami, Doha, Barcelona (donde reside y juega el ídolo futbolístico por excelencia de todos los argentinos: Lionel Messi).

Finalmente, la ciudad elegida fue Madrid y el estadio el Santiago Bernabéu. La capital de España “reúne todas las posibilidades”, afirmó ayer Alejandro Domínguez. No en vano es la décima ciudad más segura del mundo y está perfectamente preparada para acoger acontecimientos de esta envergadura. Además, en nuestro país reside la mayor comunidad argentina de Europa.

La propuesta se formalizó durante una reunión celebrada en la sede de la delegación del Gobierno de Madrid. Durante la misma, las fuerzas de seguridad, representantes del Real Madrid y miembros de la FIFA y la Conmebol se pusieron de acuerdo enseguida y trabajan ya para que todo se desarrolle dentro de la normalidad. Anteriormente, el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, había dado el visto bueno a que nuestro país acogiera el trascendente partido.

Mientras en Argentina, las autoridades han puesto en marcha un “fondo de compensación” para que se les devuelva el dinero a los hinchas de River que tenían entrada para el partido que debía disputarse en el Monumental.

Del Santiago Bernabeu, por tanto, saldrá el equipo ganador de la Copa Libertadores que, curiosamente, tendrá la posibilidad de enfrentarse al Real Madrid unos días después, a partir del 12 de diciembre, en la celebración del Mundial de Clubes.

La Copa Libertadores, organizada por la Conmebol desde 1960, es una de las mayores y más importantes competiciones de fútbol del mundo. Es la Copa de Campeones de América, nombre que adoptó en sus inicios, y entre sus ganadores se encuentran clubes como Peñarol (su primer campeón), Independiente (el que más copas tiene, con 7 títulos), Boca Juniors, Estudiantes, Sao Paulo, River Plate, Santos, Palmeiras, Flamengo, Nacional...

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Hora Digital

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.