Edición testing
22 de febrero de 2020, 7:27:40
Deportes


Los 'Hispanos' se meten en la final del Europeo

Por Manuel Ferrari

La selección española de Balonmano se vuelve a clasificar a la final del Europeo, como ya ocurrió el año pasado llegando a la final del Campeonato de Europa. Se verá las caras con Croacia y lucharán aparte del titulo, la clasificación directa para los Juegos de Tokio. Los “Hispanos” vienen de ganar a Eslovenia (34-32) en las semifinales y buscan hacer historia en la finalísima.


El ajustado marcador final no refleja la superioridad de la selección durante 50 minutos, todos menos los cinco primeros y los cinco últimos. Dominio que en algunas fases fue suficiencia y permitió a Jordi Ribera seguir distribuyendo responsabilidades y cargas. España supo adaptarse al juego de los eslovenos, siempre difícil de descifrar y más de neutralizar debido al arsenal de recursos técnicos que poseen sus hombres.

España no cambia de guion, y fue fiel a su estilo, a sus rotaciones, a una circulación constante, a mantener la posesión, a cerrar espacios, a evitar las líneas de pases de sus rival en ataque, aunque fuese complicado que no le llegasen a su pivote Blagotinsek, una montaña hábil, que salía a ocho metros para recibir en seisLa discreta actuación de su jugador más caracterizado Bombac, que terminó por ser anulado por la defensa española, la suplieron otros compañeros, como el barcelonista Dolenec y otro futuro azulgrana, el extremo Janc, retrasado a la primera línea. Pero el balance general resultaba positivo para España, que tuvo más éxito incluso cuando tuvo que variar sus planes o introducir cambios.

Su defensa empezó a carburar cuando se transformó al 5:1, intentando ahogar la creatividad del central esloveno y su conexión con el gigantesco pivote Blagotinsek. Y el otro retoque favorable fue la incorporación de Sarmiento cuando el ataque estaba muy espeso. El canario le dio verticalidad. España aprovechó una superioridad numérica para poner distancias (11-8). Sus contras oxigenaron su juego y compensaron la productividad de Dolenec, que obligó a la defensa a echarse atrás de nuevo. Un gol de 'fly' de Raúl Entrerríos sobre la bocina dejó a los eslovenos algo tocados (20-15) al descanso.

Con esa ventaja vivió España durante casi toda la segunda parte. Dos tantos de salida de nuevo al contragolpe provocaron otra herida en el rival, que sin embargo nunca se vino abajo. Ahora España empezó a volcar su juego por los extremos y Ángel Fernández, también corriendo la línea de seis metros, y Aleix Gómez castigaron repetidamente la portería eslovena. El equipo de Vranjes sobrevivía gracias a algunas concesiones de España, alguna pérdida, un siete metros enviado por Aleix al larguero, y el peligro que siempre llevaba Dolenec, que en nada parece en este Europeo al jugador que viste de azulgrana. El técnico esloveno se jugó una última carta atacando con siete hombres, pero la respuesta fue un contragol de saque rápido que le disuadió de seguir intentándolo.

La selección alcanzó los últimos cinco minutos con el partido aparentemente controlado (32-27), pero Eslovenia se resistía a doblar la rodilla. Con Zarabec al mando de las operaciones se fue acercando peligrosamente en el marcador. También apretó su defensa, creó dudas e indecisión entre los 'Hispanos' y llegó a ponerse a un tanto (33-32). Fue Alex Dujshebaev el que asumió la responsabilidad en esos minutos que parecían alargarse y tres goles suyos, los últimos de España, mantuvieron la distancia de seguridad que la selección necesitaba para cerrar el partido y meterse en su tercera final consecutiva del Europeo.

La Hora Digital.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  lahoradigital.com