Edición testing
14 de octubre de 2019, 8:39:07
Comunidades


Miles de personas disfrutan de las fiestas de San Fernando en Aranjuez, incluido el rey emérito

Por Álvaro Chavero

Las fiestas de San Fernando 2019 han pasado sin mayores incidencias, sacando a la calle a miles de habitantes de la localidad madrileña de Aranjuez. También han arrastrado a turistas, buscando pasar un buen rato durante el pasado fin de semana al son la música de personalidades como Carlos Baute, Tequila y Blas Cantó. Gracias a su atractivo, estas fiestas han supuesto una inyección económica para el municipio, gobernado por el PSOE. La corrida de toros que tuvo lugar el domingo, además, pasará a la historia como el último acto público del rey emérito cuando se cumplen cinco años de su abdicación.


Desde el miércoles 29 de mayo hasta ayer, domingo 2 de junio, el ambiente festivo en el municipio madrileño de Aranjuez ha sido continuo. La falta de conflictos en los festejos ha favorecido la afluencia de gente, que supone "una excelente oportunidad económica para el comercio y la hostelería locales”, tal y como declaró el primer teniente de alcalde y concejal delegado de fiestas, David Estrada.

La alcaldía revalidada por el PSOE el pasado 26 de mayo, sin conseguir la mayoría absoluta, forzando a Cristina Moreno a entenderse con otras formaciones, programó cantidad de diversas actividades. El jueves 30, la mañana siguiente al pregón, tuvo lugar la misa y la procesión en honor al patrón, San Fernando de Henares, acompañada por la Banda de la EMM Joaquín Rodrigo. Por la tarde, se inauguró la Feria de Artesanía y actuaron la Coral, la Rondalla de Centro de Mayores Real Sitio y la Escuela de Danza de Natalia Aguirre, y por la noche la Escuela de Danza Oriental Badia. El viernes, el espectáculo Michael Reloaded empujó a los arancetanos a bailar al ritmo de los característicos bailes de Michael Jackson y, posteriormente, la gente vibró con las actuaciones musicales de Serafín Zubiri, la Banda de la EMM Joaquín Rodrigo y Carlos Baute.

El primero de mes de junio trajo consigo una chocolatada acompañada por actividades para los más pequeños, además de las estrellas de La Voz Kids y el grupo Tequila, que se subieron al escenario por la noche.

Pero el plato fuerte llegó el domingo, cuando Juan Carlos de Borbón presidió la corrida de toros en un homenaje a su madre, María de las Mercedes de Borbón y Orleans. Se trata del último acto público del rey emérito, que se retira a la vida privada cinco años después de abdicar y cederle la corona a su hijo, Felipe de Borbón. Para acabar la fiesta, Blas Cantó cogió el micrófono para poner, junto a la exhibición de los fuegos artificiales, el broche de oro a unas fiestas "seguras, con una afluencia masiva de público a todas las actividades programadas y que han supuesto un revulsivo económico para los negocios locales”, como asegura David Estrada, que agradece el trabajo realizado a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

La Hora Digital.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  lahoradigital.com