Edición testing
25 de junio de 2019, 6:22:53
Sociedad


El Día de las Abejas nos recuerda su importancia

Por Sara Gómez

Coincidiendo con el aniversario del nacimiento del esloveno Anton Janša, pionero en el siglo XVIII de la apicultura moderna, la ONU aprobó en 2017 por consenso celebrar cada 20 de mayo el Día de las Abejas.


La polinización es un proceso fundamental para la supervivencia de los ecosistemas, así como para la producción y reproducción de muchos cultivos y plantas silvestres. Además, contribuyen a la seguridad alimentaria, sirven para la elaboración de medicamentos, biocombustibles y materiales de construcción, sonindispensables para conservar la biodiversidad, y nos alertan de nuevos riesgos ambientales.

Sin embargo, las actividades del ser humano afectan cada vez más especies polinizadoras, como las mariposas, los murciélagos o los colibríes. Aunque las abejas son las más amenazadas, debido a otros insectos invasores, los pesticidas, los cambios en el uso de las tierras, los monocultivos y las altas temperaturas asociadas al cambio climático. Un mundo sin estas especies, supondría un mundo sin alimentos como los arándanos, los pepinos, el café o el chocolate, entre otros.

Por este motivo, en áreas donde existe una agricultura intensiva, sería recomendable que agricultores y apicultores colaboraran estrechamente para lograr beneficios, así como salvaguardar el bienestar de las especies polinizadoras, respetando los lugares de anidación, reduciendo o modificando el uso de pesticidas, reservando algunas zonas como hábitat natural, creando barreras vegetales, o sembrando atractivos de cultivo alrededor del campo.

Ya en el año 2000, el Convenio sobre la Diversidad Biológica estableció la Iniciativa Internacional sobre Polinizadores –IPI–, para promover la acción coordinada global para observar y controlar el descenso del número de polinizadores, las causas del declive y su impacto en los servicios de polinización; abordar el problema de la falta de información taxonómica sobre los polinizadores; evaluar el impacto económico del descenso de los servicios de polinización; ypromover la conservación, recuperación y el uso sostenible de la diversidad de polinizadores en la agricultura y ecosistemas afines.

Por su parte, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en colaboración con la Misión Permanente de la República de Eslovenia, ha organizado un acto en la Cámara del Consejo de Administración Fiduciaria de la Sede de las Naciones Unidas en Nueva York, para concienciar sobre la importancia de las abejas y la necesidad de protegerlas, además de fortalecer la colaboración entre agricultores y apicultores.

Amina J. Mohammed, Vicesecretaria General de la ONU, será la encargada de llevar a cabo el discurso de apertura de la jornada. El acto consistirá en un foro en el que los apicultores compartirán sus actividades beneficiosas al respecto, una visita por las colmenas, y la colocación de una placa conmemorativa en la sede de las Naciones Unidas de Nueva York. Durante la jornada también se proyectará un vídeo informativo.

La Hora Digital.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  lahoradigital.com